110.000 llamadas ha recibido el teléfono de atención sobre el tabaquismo en siete meses

El teléfono puesto en marcha por el Ministerio de Sanidad y Consumo para atender las preguntas de los ciudadanos sobre la Ley de Prevención del Tabaquismo y recibir consejos sobre la forma de abandonar el hábito tabáquico ha recibido desde su inicio, a mediados de diciembre de 2005, y hasta el 31 de julio de este año, un total de 109.494 llamadas.

A través de este teléfono (901 445 445), que tiene un horario de atención de 9 de la mañana a 6 de la tarde, los ciudadanos pueden obtener también información sobre los centros a los que pueden dirigirse en cada Comunidad Autónoma si desean ayuda para dejar de fumar.

De las casi 110.000 llamadas recibidas, el mayor número se registró en los primeros días de funcionamiento del teléfono, coincidiendo con la aprobación de la Ley de Prevención del Tabaquismo y con su entrada en vigor el 1 de enero de 2006. De hecho, el día de mayor afluencia fue el 2 de enero, con más de 12.000 llamadas, seguido del día 30 de diciembre de 2005, con más de 11.000.

Las preguntas más frecuentes recibidas en este teléfono han estado relacionadas con los lugares en los que se puede o no fumar, tanto de particulares como de instituciones, empresas y locales de restauración, así como de las características que deben reunir las zonas de fumadores y de no fumadores en los lugares en los que la ley permite esta diferenciación. También se han recibido llamadas sobre los centros sanitarios en los que puede ofrecerse ayuda para dejar de fumar.

El Ministerio de Sanidad y Consumo, en el marco de las actuaciones encaminadas a fomentar el abandono del tabaco, ha complementado este número de teléfono con la distribución de más de cuatro millones de ejemplares de la guía para dejar de fumar editada por el Ministerio en colaboración con el Comité Nacional para la Prevención del Tabaquismo (CNPT). Esta guía, que se encuentra disponible en la página web del Ministerio (www.msc.es), ha sido remitida a las Comunidades Autónomas e instituciones sanitarias, se ha encartado también en los principales periódicos y se está distribuyendo entre los ciudadanos que así lo solicitan a través del teléfono.

PREVENCIÓN DEL TABAQUISMO

La prevención del tabaquismo, un hábito que provoca más de 55.000 muertes al año en nuestro país, está siendo una de las políticas prioritarias del Ministerio de Sanidad y Consumo durante esta legislatura.

Además de la elaboración de la ley y de la puesta en marcha de acciones de información (como el teléfono de atención al ciudadano, la edición de la guía para dejar de fumar y la puesta en marcha de campañas publicitarias en los medios de comunicación), el Gobierno español ha ratificado el Convenio Marco de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y ha transferido a las Comunidades Autónomas 30 millones de euros para políticas de prevención y deshabituación tabáquica.

Por otro lado, el Consejo de Ministros aprobó el pasado 28 de julio el Real Decreto por el que se ha constituido el Observatorio de Prevención del Tabaquismo, un organismo que cuenta con una amplia representación tanto de las administraciones como de la sociedad civil, y que tiene el objetivo de trabajar coordinadamente en la prevención del tabaquismo y de convertirse en un referente a nivel nacional en este ámbito.

Según la última Encuesta Nacional de Salud de 2003, el 31% de la población de 16 y más años afirma que fuma (un 28,1% a diario y un 2,9% ocasionalmente), un 17,3% declara ser ex fumador y un 51,7% dice que nunca ha fumado. La edad media de inicio en este hábito se sitúa en los 13,1 años, una de las más bajas de la Unión Europea.

Comentarios