Bendición de la imagen del beato Florentino Asensio en la Catedral de Barbastro

La Santa Iglesia Catedral ha acogido este sábado la bendición de la imagen del beato Florentino Asensio, obispo mártir de la diócesis de Barbastro, con motivo de su festividad. En el acto de bendición, tras el que se colocó la mencionada imagen en la capilla de San Carlos de la Catedral, han participado Elías Yanes, Obispo Emérito de Zaragoza, y Braulio Rodríguez, Arzobispo de Valladolid, provincia en la que nació el beato Florentino Asensio.

Elías Yanes se ha referido a este acto como un motivo de satisfacción para todos, y ha indicado, asimismo, que le resultaba muy grato encontrarse en Barbastro participando en la bendición de la imagen de Florentino Asensio, “figura que tanto en su vertiente humana como espiritual merece la admiración de todos”.

Por su parte, el Arzobispo de Valladolid, Braulio Rodríguez, recordaba que Florentino Asensio nació en Villasexmir, un pueblecito de Valladolid, y se crió en Tordesillas, donde permaneció hasta su ingreso en el Seminario y posterior nombramiento como sacerdote y obispo. Rodríguez ha destacado el ejemplo de sencillez y cercanía que dio este beato, en tiempos complicados, durante su estancia en esta ciudad.

El obispo de la diócesis Barbastro-Monzón,Alfonso Milián, mostraba su satisfacción por la celebración de esta reunión de sacerdotes, religiosas y religiosos en torno a la figura de Florentino Asensio, justo cuando se cumplen 70 años de su muerte. Milián ha subrayado la importancia de este beato para la diócesis por su testimonio de fe y la entrega de su vida hasta el martirio, así como por la devoción que se le tiene.

El 4 de mayo de 1997 su Santidad el Papa Juan Pablo II, beatificaba conjuntamente al obispo de Barbastro monseñor Florentino Asensio y al primer gitano que alcanza la gloria, Ceferino Giménez Malla, “El Pelé”. Ambos fueron asesinados el 2 y 9 de agosto de 1936, en el cementerio de Barbastro.

Comentarios