Un informe técnico revela que las obras de la variante ferroviaria no han afectado al acuífero de Cuarte

El pasado mes de noviembre de 2005, el Ayuntamiento de Cuarte advirtió de que las obras de la variante ferroviaria de Huesca podrían afectar al acuífero, conocido como la fuente de Santos, que abastece al pueblo, la conocida como la Fuente de Santos. Ahora, los vecinos, según explicaba el alcalde de la localidad Antonio Encuentra, han constatado que llega menos agua y que el tiempo necesario para llenar la balsa se ha duplicado. Fomento ante esta situación encargo un informe cuyo resultado indica que los problemas del acuífero son fruto de la sequia.Como conclusión del estudio se ha decidido la conveniencia de introducir unas pantallas de arcilla en la trinchera principal de la traza ferroviaria para garantizar que las obras no afectan a pozos y bolsas de aguas subterráneas.

VARIANTE

La variante contaba con un presupuesto inicial de 28 millones de euros, sumando el trazado un total de 11,9 kilómetros. El plazo previsto de ejecución de los trabajos se situaba en 24 meses. La variante ha sufrido varios retrasos debido a modificado de proyecto y algunos problemas surgidos. En este sentido el Secretario de Estado ha explicado que espera que las lluvias del Otoño “no retrasen las obras”

La variante ferroviaria permitirá sacar el paso de trenes del casco urbano de la ciudad de Huesca. Une la línea Huesca-Zaragoza (a la altura del Canal del Cinca) con la línea Huesca-Canfranc (a la altura de Alerre). Esta infraestructura pasa por la Plataforma Logística Huesca Sur y junto al Parque Tecnológico Walqa.

POSICIÓN DEL AYUNTAMIENTO

El Ayuntamiento de Cuarte advirtió del peligro que suponían para el acuífero las zanjas de las obras de la variante ferroviaria ya el pasado mes de noviembre. Una zanja que se construyó con el fin de drenar unas humedades que habían aparecido en las obras y que provocaban el hundimiento de los terrenos.

El agua, de la que se abastece el municipio, se ha desviado de su cauce, a causa de las obras, yendo a parar ahora al Barranco de la Bala, donde se pierde según se ha explicado. El consistorio también se ha puesto en contacto con el SEPRONA, que ha derivado el asunto a la Confederación Hidrográfica del Ebro. El tema llego a Fomento que encargo el estudio que revela que el problema es fruto de la sequia.

Se ha introducido un modificado en el proyecto que ejecuta la empresa Coprosa. Se refiere a la inclusión de un apeadero en la Plataforma Logística.

La variante evitará, además, la maniobra que tienen que hacer los trenes que cubren el trayecto Zaragoza-Huesca-Canfranc. Esta obra mejorará la funcionalidad ferroviaria del acceso a Huesca al evitarse las actuales inversiones de marcha que realizan las circulaciones que, partiendo de Huesca, se dirigen a Canfranc y viceversa.

Comentarios