Almériz cuenta con un nuevo sistema para reutilizar el agua de renovación de los vasos

 

El Patronato Municipal de Deportes ha puesto en marcha en el Complejo Deportivo Almériz un Sistema de Gestión Medioambiental cuyo objetivo es la obtención del Certificado Internacional ISO 14001. Para ello se han implantado una serie de medidas de mejora continua y de compromiso hacia la gestión medioambiental que van desde el aprovechamiento o reutilización al máximo de todos los equipamientos y de los materiales consumibles de la instalación a la formación continua e interactiva del personal Almériz y a cumplir y “hacer cumplir” la legislación vigente aplicable a estas instalaciones.

De una forma más concreta, hay que destacar el aprovechamiento de 30.000 litros diarios de agua correspondientes a la renovación de los vasos, que antes se vertían a la red del alcantarillado de la ciudad, y que ya pueden ser usados por el Parque de Bomberos de Huesca, o para abastecer la alberca del Parque Universidad y el riesgo de las zonas verdes colindantes.

La solución técnica ha consistido en instalar en ambas depuradoras (vasos de 25 y 18 m) dos dispositivos: una toma de rosca para acoplar las mangueras de los bomberos, y un nuevo codo de tubería que tras atravesar el espacio exterior de salvaguardia de la instalación, desagua en la alberca. Este espacio ocupa todo el lateral de la fachada trasera y está previsto que, en breve tiempo, cuente con una barrera verde de piracantas, o similares, que sirvan de límite respecto al Parque Universidad.

 

Además, y no menos importante, es la construcción al aire libre de dos arquetas diferenciadas para cloro y ácido, que modifican y mejoran el sistema de descarga de los productos químicos que se realizaba en el interior del sótano de la zona de maquinarias.

 

En cuanto a cumplir y hacer cumplir la legislación vigente (Consumibles al Ambiente, Contaminación Atmosférica de calderas, Segregación de Residuos...), implicando a la propia organización (dirección y trabajadores), a los usuarios y a las empresas proveedoras, unas primeras medidas marcan la recogida de césped para su reaprovechamiento como abono natural, la colocación de contenedores específicos para envases de plástico (botes de champú y jabones), para papel y para aluminio (latas de bebidas en la cafetería) y también la recogida selectiva de elementos luminosos.

 

La formación continua e interactiva del personal de Almériz (y que más adelante se extenderá a otras instalaciones municipales) corre a cargo, en esta fase, de la empresa “Ingeniería Medioambiente y Sistemas de Gestión S.L” (I+G). Se apuesta por la participación de todos, dirección y plantilla, para alcanzar un sistema propio al que puedan identificar como “suyo”. En esta misma línea de sensibilización, pero con el objetivo claro de la colaboración del usuario para reducir consumos de agua en las instalaciones, se desarrollará una campaña de concienciación que mediante carteles explicativos incida sobre el uso responsable del agua de las duchas, así como de los mecanismos temporizadores y reguladores de caudal.

Comentarios