2006 en las aulas: nuevas infraestructuras, pero más conflictividad

2004020707 colegio parque.JPG

El año 2006 ha estado marcado en el terreno educativo por la creciente preocupación por la conflictividad en las aulas, aunque en la provincia de Huesca sólo se han registrado algunos problemas aislados. En materia de infraestructuras, el gran protagonista ha sido el nuevo colegio del Polígono 29. Todavía sin nombre, entraba en funcionamiento con el inicio del curso 2006/2007.

En Huesca no se han registrado los casos más graves de conflictos en las aulas, pero la preocupación entre el profesorado quedaba patente en la campaña electoral para la renovación de la Junta de personal docente no universitario. Prácticamente todos los sindicatos de profesores llevaban en sus programas iniciativas dirigidas a abordar la atención de alumnos conflictivos.

De hecho, un profesor del Instituto de Educación Secundaria Ramón y Cajal de Huesca recibía una agresión de un alumno en marzo porque, al parecer, el profesor había pedido al alumno que se quitara una gorra que llevaba puesta. En abril, dos menores de 13 y de 14 años de edad fueron identificados por funcionarios de la Policía Nacional en Huesca por ser presuntos autores de insultos y de otras ofensas a través de Internet. Y en septiembre, la Policía Nacional identificaba en Huesca a otras tres menores de edad que habían agredido a otra en el Parque Miguel Servet de Huesca. Las chicas, todas de entre 12 y 14 años, se conocían por ser alumnas de un centro educativo de la ciudad.

En materia de infraestructuras, el nuevo colegio del Polígono 29 permitía que el curso 2006/2007 arrancase en Huesca sin ningún aula prefabricada. El nuevo centro, bilingüe en francés, está preparado para atender a más de 600 alumnos, aunque de momento acuden a sus clases menos de la mitad.

Además, han abierto nuevos colegios públicos en Miralsot-Fraga y Robres y ha habido ampliaciones en el Montecorona de Sabiñánigo, el de Belver de Cinca, el Juan XXIII de Huesca, el San José de Calasanz de Fraga y el IES de Binéfar. Eso sí, cerraba sus puertas el colegio de Secastilla.

Comentarios