El PP inicia los trámites para llevar a Grhusa al Tribunal de Cuentas

GRHUSA

El Partido Popular ha iniciado los trámites que culminarán con el envío al Tribunal de Cuentas de un expediente sobre las prácticas de contratación y financiación de GRHUSA. El inicio formal se produjo el pasado 20 de febrero, con la presentación de una solicitud firmada por la representación del PP en el Consorcio. En el citado documento se reclama copia compulsada y foliada de, entre otros, el expediente de selección para varios puestos de trabajo, en particular del responsable de Organización y Recursos Humanos de GRHUSA.

Desde el PP se indica que sen su día, esa selección se realizó en una mesa compuesta exclusivamente por miembros del PSOE y cuyo proceso nunca se dió a conocer. Posteriormente, se tuvo conocimiento, además, de que familiares directos de miembros del consejo de administración de GRHUSA habían comenzado a trabajar en la empresa. Las demandas de información sobre su contratación nunca han sido satisfechas por la empresa pública.

El escrito exige además información sobre operaciones de financiación y de adquisición de bienes que, hasta la fecha, y a pesar de las continuas demandas del PP, permanecen todavía sin aclarar.

La concejal ‘popular’ Ana Alós ha confirmado que “se han iniciado ya los trámites que culminarán con el envío de los expedientes al Tribunal de Cuentas. Sanromán ha tenido tiempo más que suficiente para dar explicaciones, y no lo ha hecho, seguramente, porque esperaba que todo fuera un farol. Se equivocaba, y ha perdido su última oportunidad”.

Responsabilidades políticas

Ana Alós afirma, por otra parte, que el debate sobre la corrupción política en GRHUSA ha entrado en una nueva fase. “La presencia de Germán Sanromán en la candidatura de Elboj —señala Alós— se ha confirmado después de que se hicieran públicas las irregularidades en la empresa pública. Hablamos de nombramientos sin garantías que vulneraban todos los principios de libre concurrencia y de igualdad de oportunidades, de contrataciones de familiares directos, de una gestión caprichosa y opaca de los fondos públicos... Elboj se equivocó al no forzar la inmediata dimisión de Germán Sanromán, pero ahora ha cometido un error definitivo. Respaldar las corruptelas o mirar hacia otro lado hacen a Elboj directamente responsable de la situación en GRHUSA”.