Christiane Löhr, en el CDAN

El trabajo más reciente de la artista alemana Christiane Löhr ya puede visitarse en el Centro de Arte y Naturaleza de la Fundación Beulas. Son obras que Löhr ha realizado con materiales recolectados en los alrededores de Huesca. Después de la exposición del CDAN, cada una de las piezas viajarán a Tokio.

En esta exposición, la primera en España de Löhr, la artista ha recogido sus materiales durante paseos; las plantas son estudiadas exactamente en sus características específicas de elasticidad, estabilidad y durabilidad. La información recogida la emplea en nuevas construcciones estructurales. Usa frecuentemente la parte más pequeña de estos elementos botánicos, sacados de su contexto original para crear estructuras extremadamente refinadas. La muestra del CDAN incluye piezas realizadas con plantas recogidas en paseos e investigaciones en el entorno de Huesca. Posteriormente su obra viajará a la Gallería Aquad Takenaka Corporation de Tokio.

Además de sus objetos, la amplia exposición de Christiane Löhr en el CDAN incluye también varios dibujos que presentan y transforman de diferentas maneras las estructuras positivas-negativas y la investigación de los fenómenos del espacio.

La muestra de Christiane Löhr es la primera de la programación del CDAN para la presente temporada 2007. Será inaugurada el próximo 10 de marzo y podrá ser visitada de martes a domingo.

Quién haya visto los trabajos de Christiane Löhr (1965), no los olvidará jamás: sus objetos suaves y frágiles de semillas, lampazos, panículas, flores y pelos de animales producen una fascinación que no es fácil evitar. La artista llama nuestra atención sobre las cosas pequeñas de una manera que es a la vez lúdica y científicamente rigurosa.

Hasta en los trabajos pequeños consigue desarrollar una monumentalidad arquitectónica insospechada. Sus “torres” y “arcos” hechos de semillas de hiedra y hojas de hierba son pequeñas obras de arte de formas perfectas, que combinan el orden natural de la naturaleza con el orden planificado y la imaginación de la artista. También con sus instalaciones voluminosas y filigranas de pelo de caballo, la artista trabaja en el límite de la percepción. Tiende los hilos de pared a pared, teje redes pequeñas y las ata unas con otras. Los fuertes de la artista son la paciencia y la atención. Su trabajo artístico se caracteriza por el respeto a la naturaleza y el procedimiento meticuloso.

Comentarios