Más de 500 vehículos son abandonados en las calles oscenses

2004040330 grua.JPG

La Policía local de Huesca llega a retirar en esta ciudad hasta 3.000 vehículos. De esos 3.000 vehículos, 500 son abandonados anualmente en la ciudad, ocasionando un gasto al contribuyente.

Uno de los grandes impedimentos con los que se suele encontrar un conductor cuando transita por las calles oscenses es con un coche mal estacionado. Anualmente, la Policía Local de Huesca llega a retirar en la ciudad de Huesca alrededor de 3.000 coches, de los cuales un gran porcentaje son abandonados por sus propietarios en la vía pública, sin ningún tipo de consideración hacia el resto de conductores que, en algunos casos, sortean los vehículos mal aparcados con grave riesgo para los peatones. El Jefe Intendente de la Policía Local, Alberto Edroso, ha explicado que operativo se pone en marcha para mejorar la circulación y la seguridad vial.

La Policía Local también retira vehículos por otras razones como, por ejemplo, estar embargados, por reclamación judicial o simplemente por no tener seguro o estar dados de baja en el registro general de vehículos. Para comprobar que un vehículo no tiene seguro, la policía local de Huesca comprueba en el registro de la Dirección General de Tráfico si está dado de alta y quién es el propietario.

Otros muchos, son abandonados y sus propietarios no se quieren hacer cargo, generando un gasto al contribuyente. En este caso, también se verifica quién es el propietario y se le envía, entonces, una notificación, requiriéndole la retirada del coche de la vía pública. Si no se recibiera contestación, el vehículo es conducido al depósito municipal. Una instalación que lleva en funcionamiento algo más de 3 años y que cuenta con las últimas novedades en vigilancia. Si el dueño del vehículo aparece tendría que pagar los gastos originados por el servicio de la grúa y de la vigilancia. En caso contrario, el vehículo es conducido al desguace donde se somete a un tratamiento adecuado para reciclar la mayor parte de sus componentes.

Comentarios