Alumnos del colegio Pirineos / Pyrénées aprenden los riesgos de un excesivo consumo

Seguramente, alguna vez, ha sentido que sus derechos como consumidor se han vulnerado. Sufrir las consecuencias del redondeo de precio o darse de baja en una operadora de telefonía se puede convertir en una tarea casi imposible. Este jueves se celebra el día Internacional del Consumidor, y el ayuntamiento de Huesca en colaboración con el Diputación General de Aragón ha querido sensibilizar a los más pequeños sobre los riesgos del excesivo consumo.

El 28 de diciembre se aprobó la Ley 16/2006 de Protección y Defensa de los Consumidores y Usuarios de Aragón. En este mismo mes de marzo esta ley que refuerza el papel del consumidor, ha entrado en vigor. En ella, se recoge por ejemplo, el redondeo de los precios, lo complicado que es darse de baja con los operadores de telefonía o la prohibición de cortar servicios de interés general como la luz o el agua.

Este año, la campaña puesta en marcha por el Ayuntamiento de Huesca en colaboración con el Diputación General de Aragón incide en sensibilizar a los más pequeños sobre la necesidad de un consumo responsable y solidario. La campaña consiste en una pieza teatral en la que los alumnos aprenden a protegerse ante un consumo irracional.

En esta ocasión y con motivo de la celebración del Día Internacional del Consumidor, el teatro ha ido al colegio y alumnos del recién colegio inaugurado Pirineos-Pirinées han aprendido los riesgos del consumo.

La compañía Habana Teatro ha sido la encargada de escenificar los peligros de unas excesivas compras. Un pescador pescando un enorme pez o la elección entre todos los ahí presentes de una delegada, arrancaba las risas entre los alumnos al mismo tiempo que aprendían sus derechos como consumidores.

Esta campaña se está realizando durante toda la semana en el Centro Cultural Matadero. Por el momento, ya han pasado 1.800 alumnos de entre 7 y 10 años de diferentes colegios de Huesca.

Comentarios