Cartas al Director: Inicio de la temporada de pesca

UNA NUEVA TEMPORADA DE PESCA “HISTORIAS QUE PASAN”

José Pablo Manau (Un pescador)

-Hoy me acuesto pronto; todo lo tengo preparado, por fin, aunque he tenido que correr hasta el último momento, siempre me pasa lo mismo, la víspera a revisar todo el equipo, arreglos de última hora, me faltan anzuelos para aparejos, no tengo plomos, tengo que cambiar el nylon de los carretes, me faltan moscas por hacer…El neopreno se me pasa por un poro… Tengo que arreglar una anilla de la caña de lance….

El despertador, lo pongo temprano; no, uno solo no, pongo dos para que no me fallen y no haga esperar a los compañeros de pesca.

No me gusta llegar tarde. Este año me llevan y tengo que ser puntual.

Hoy me acuesto pronto; tengo que descansar y dormir, tengo que estar fino, sin nervios, no puedo fallar las picadas…tengo que pescar, tengo que pescar algunas truchas…. ¿cogeré la trucha de mi vida…?, será este año seguro.

- Hoy me acuesto pronto; pero tengo que ver por última vez al hombre del tiempo.

Menos mal…, hay suerte, mañana va hacer un buen día; no lloverá, no hará mucho frío, no habrá viento, el cielo estará con nubes y claros… el día se presenta perfecto; si esto lo dicen en la “1”, pero en la “5” el mapa tenía más nubes; tengo que ver la cuatro, y la TV3 y Localia y La sexta….. Si, si, ahora estoy seguro de que hará un buen día.

-Hoy me acuesto pronto; me han dicho mis amigos montañeses que el río baja con poco agua, no ha llovido mucho, hay poca nieve, pero está bien o así quiero pensarlo. Dicen que no se ven muchas truchas, pero que haberlas, las hay.

Hoy me acuesto pronto, miro el reloj y son ya pero las doce de la noche, si aún es pronto; puedo dormir …… horas.

Hoy me he acostado pronto; una vuelta en la cama, otra vuelta, mas vueltas; cojo la almohada, la aprisiono a mi cara, nueva vuelta…..

- Querido quieres dejar de moverte, venga duerme que mañana madrugas.

Quieto, no te muevas, pero imposible, otra vuelta y mi cabeza piensa, da vueltas, “sueño, o estoy despierto”…:

Cuándo llegan estas fechas uno se hace la misma pregunta ¿y este año qué?.

La respuesta resulta complicada, pues no queremos ver la cruda realidad del presente y buscamos recovecos para explicarnos una y otra vez que este año será una buena temporada, que no faltara el agua, que las truchas saldrán de la medida, que el día que quiera capturar el cupo lo tendré fácil, que las riberas estarán relucientes de limpias, que las aguas no estarán contaminadas, que las especies invasoras han desaparecido (cormoranes, garzas…)…que no faltará el agua debajo de presas…

Oigo las campanadas del reloj de la iglesia y han tocado tres veces; son las tres dice mi cabeza, creo que he dormido algo, pero que despacio pasa el tiempo, nueva vuelta, me pongo la almohada por la cabeza, mi mujer se queja… “pero quieres dejar de dar vueltas, vete a la habitación de al lado y duerme un poco…”

Cojo la almohada y le hago caso.

- Hoy me he acostado pronto.

Suenan las cuatro, las cinco… me levanto y apago los despertadores antes de que suenen para no despertar ni a mi mujer ni a los niños.

No he pegado ojo o si he dormido, he soñado cosas… seguro que lo he soñado y he dormido por tanto.

- Hoy va a ser un gran día, seguro.

Miro al reloj, aun es pronto mis amigos no me estarán esperando, es igual bajo al patio y los espero allí, así pierdo menos tiempo…..

¡La licencia! ¡El permiso del coto! ¿Los he cogido, no sé donde los he dejado?

Subo corriendo a casa, no quiero hacer ruido, no enciendo la luz, (sólo con la de la escalera será suficiente); tropiezo con una silla y mi mujer se despierta, - ¿aun no te has ido…? Ya está, la metí en el chaleco ayer tarde con el permiso….

-Que cabeza la mía.

Suena varias veces el timbre de la puerta y mis hijos se despiertan.

Mis amigos ya me están esperando en la calle, con el coche en marcha… me despido de todos, sacan caras de dormidos…un beso… traeré alguna trucha, seguro.

La temporada ya esta aquí, hoy es el gran día, suerte a todos y que los sueños de cada uno se hagan realidad.

Hoy me acostaré pronto. ¡Seguro!

Llegaré cansado.

Comentarios