AFFAMER acerca la informática a 300 mujeres del medio rural

Alrededor de 300 mujeres del medio rural, pertenecientes a 18 municipios de las tres provincias aragonesas, asistirán a los cursos de informática básica e Internet que organiza la Asociación Aragonesa de Familias y Mujeres del Medio Rural de Aragón (AFAMMER) y que están subvencionados por Ibercaja. Estos cursos se iniciarán dentro de dos semanas y se desarrollarán de forma simultánea hasta el mes de junio. Los municipios de Huesca que los acogerán son La Perdiguera, Frula, Estada, Azara, Ponzano, Secastilla, Adahuesca y Berbegal.

 

Estos cursos, totalmente gratuitos y de 30 horas de duración, están dirigidos a las mujeres del medio rural, tanto en paro como empleadas, con el objetivo de ofrecerles una información tan básica como necesaria para poder acceder al mercado laboral o mejorar sus empleos.

 

Su puesta en marcha ha sido posible gracias al convenio firmado esta misma semana por Anabel Lasheras, presidenta de AFAMMER Aragón, y Román Alcalá, jefe de la Obra Social y Cultural de Ibercaja. Esta entidad de ahorro aporta 15.000 euros para acometer este proyecto.

 

En total, se han organizado 18 actividades formativas en otros tantos municipios aragoneses que, con un cupo de 15 plazas cada uno, llegarán a cerca de 300 personas. La finalidad de estos cursos es que el mundo de la informática y de Internet llegue a todos los rincones de Aragón, especialmente a los municipios más pequeños, “para garantizar –asegura Anabel Lasheras- la igualdad de oportunidades de la mujer del medio rural en el acceso a la cultura y a las nuevas tecnologías”.

 

AFAMMER e Ibercaja consideran que con este convenio se da un paso más en la defensa y promoción de la mujer rural y sus familias, porque se pone al alcance de sus manos una formación y una información esencial para muchos aspectos de su vida.

 

Estas actividades formativas gozan de una gran aceptación en el medio rural, porque “las inquietudes y demandas de las mujeres para formarse e informarse son cada vez mayores y además son cursos que no requieren ninguna documentación oficial como el carné del paro o la justificación de alta en la Seguridad Social para acceder a ellos”. AFAMMER Aragón conoce y valora el afán de superación de las mujeres, “porque están ávidas de cursos como éste, que les abre la puerta a un mundo con más oportunidades”.

Estos cursos contribuyen, asimismo, a reducir la brecha digital que existe entre el medio rural y la ciudad, y propician la implantación de las nuevas tecnologías en los municipios más pequeños a través de la mujer, que es la que en la mayoría de estos hogares está más abierta a la innovación.

 

Comentarios