Los mejores nanbudokas españoles en un curso internacional en Marsella

Durante los pasados días se celebró en Marsella (Francia) un curso internacional de Nanbudo dirigido por el Maestro Fundador, Doshu Yoshinao Nanbu. Hasta allí se desplazó una delegación española, encabezada por el director técnico nacional, Mariano Carrasco, seguido de, entre otros, los actuales campeones del Mundo José Antonio Clavería, Fernando Barcos y Carlos Lacasa.

Esta era una visita prevista desde hace tiempo, ya que el año pasado iban a realizar el viaje y finalmente no pudieron hacerlo. Además, los marselleses viajaron hasta Huesca para asistir al curso internacional que se hizo en 2.006 y no querían dejar pasar la oportunidad de corresponderles.

Durante el stage se llegaron a reunir hasta trece 6º DAN, entre los que se encontraba Mariano Carrasco, cifra sólo superada en el cursillo anual que se celebra cada año en Playa de Aro en Gerona. Además de ellos, se congregaron más de 200 practicantes, entre los que había 120 cinturones negros, llegados de 8 países, como Noruega, Croacia, Marruecos, Italia, España, etc.

A su regreso a España, los nanbudokas mostraron su satisfacción por la participación en el curso, muy interesante, según comentaron, tanto por el alto número de personas reunidas, como por la calidad del mismo. En las distintas sesiones se trabajaron con igual intensidad ejercicios de energía (Ki Do Hô), como de combate (Bu Do Hô) y meditación (Noryoku Kaihatsu Hô).

Quedaron perfectamente definidos los Ki Nagare Randori, con los que Doshu Nanbu, a través de su inigualable sistema de enseñanza, consiguió que todos se entusiasmaran. Una vez bien aprendidos fueron los cinturones más elevados los encargados de mostrarlos al público.

A la vez que el cursillo se realizaron diversas reuniones para cerrar la nueva Comisión Internacional de Arbitraje (CINDA), que se disolvió el año pasado para renovar los cargos. Una vez más, Mariano Carrasco, director técnico nacional estará dentro de la misma, aunque su cometido se está perfilando todavía.

El Maestro Nanbu volvió a deleitar con su maravillosa forma física y sus grandes conocimientos. Se mostró encantado con el curso, y aprovechó para charlar con los españoles, preparando su viaje a Playa de Aro en el mes de julio, aunque aún faltan algunas semanas y varios países por visitar hasta que llegue el ansiado curso internacional anual.

Comentarios