Las mujeres de Robres colaboran en la restauración del patrimonio de su iglesia

FEACCU-Huesca, con sus asociadas de Robres, está colaborando en la restauración de la iglesia parroquial de Robres, a través de una subvención del Departamento de Industria, Comercio y Turismo del Gobierno de Aragón. La presidenta de la Asociación de Amas de Casa y Consumidores “Nuestra Señora de la Asunción de Robres”, Mª Rosa Capistrós, reconocía ser muy colaboradoras para explicar el porqué de su colaboración en la recuperación de algunas imágenes religiosas de la parrquial.

Si normalmente se encargan de limpiar el templo y ya colaboraron en las tareas de restauración del edificio, no extraña que hicieran lo propio a la hora de recuperar los elementos muebles de su iglesia. Solicitaron a FEACCU-Huesca, federación en la que están integradas, la realización de un curso de Restauración y de este modo, están colaborando en mantener su patrimonio en las mejores condiciones.

Antonio López es el profesor del curso. Él ha explicado que se están restaurando imágenes de escayola y de madera, cajas limosneras, maceteros, sagrarios y portacirios. Algunos de estos elementos presentaban un deterioro muy grande, pero el interés de las mujeres de Robres logra superar cualquier dificultad.

En el caso de la madera, los trabajos más importantes son la desinsectación y la conservación. En cuanto a las imágenes de escayola, el proceso pasa, entre otras tareas, por sellar golpes y orificios o reintegrar la policromía.

María Rosa Capistrós comentaba que “cuando hay algo que hacer, vamos todas a una”. E indicaba, junto a otras compañeras del curso, que les hará mucha ilusión ver en la iglesia estos objetos de culto recuperados con su trabajo. Es la primera vez que FEACCU-Huesca organiza en Robres un curso de Restauración, pero todo hace indicar que no será el último, a juzgar por el interés de estas 17 personas que siguen el programa de la actual convocatoria.

Comentarios