"Lastanosa, Arte y Ciencia en el barroco" descubre los secretos de la naturaleza

 

La Conferencia Internacional “Lastanosa: Arte y Ciencia en el Barroco” se ha dedicado a los capítulos relativos a “El Jardín” y “El Laboratorio”, materias sobre las que han disertados reconocidos investigadores, como William Eamon y Bruce T. Moran, dos eminencias internacionales de la Historia de la Ciencia, además de la oscense Celia Fontana o Rafael Chabrán, Anne Goldgar, Francisco Páez de la Cadena, Mar Rey y Manuel Castillo.

 

El célebre William Eamon -nominado al premio Putlizer y ganador de la concesión del libro de la historia de la asociación de editores americanos por su obra “Ciencia y los secretos de la naturaleza: Libros de secretos en Europa moderna medieval y temprana”- destacó en Huesca el interés que Lastanosa mostró por “todo lo que es secreto, las apariencias, la realidad y la conexión que todo esto guarda con la naturaleza, perfectamente reflejado en su colección”.

 

Bruce T. Moran y William Eamon reconocieron que “vemos en él a un aristócrata de una región que empezaba a formar parte de la una cultura cortesana, pues son las cortes europeas las que se erigen en el XVI como los auténticos referentes de la cultura a través de las colecciones que acogen artefactos y objetos procedentes del mundo descrito por Aristóteles, despertándose un incesante deseo por investigar”. Bruce T. Moran define a Lastanosa como “una persona que quiere extraer de la naturaleza su poder secreto, lo que él autodenomina ‘virtudes ocultas’, algo que puede llegar a sanar el cuerpo”. Circunscribiéndose a la época en la que vivió Lastanosa, Moran señaló que “los aristócratas son los curiosos de la época y Lastanosa está en una posición que le permite acceder a ese conocimiento que nos ayuda a una comprensión erudita”. Así, Eamon matizó que “no pensemos que la Huesca de Lastanosa estaba aislada, porque no lo estaba. Él era un cosmopolita, fue amigo de Baltasar Gracián y mantenía contacto con aristócratas y coleccionistas de la época”.

 

 

William Eamon interpreta la presencia de Lastanosa en la Historia de la Ciencia “no como un científico, sino como una persona que aporta una nueva manera de abordar el estudio de la naturaleza. Para él la naturaleza es invisible y quiere llegar a conocer su interior”.

 

Para Bruce T. Moran “Lastanosa es un fenómeno cultural, porque se interesa por el conocimiento lejos de las universidades, algo que se plasma en sus colecciones”.

 

 

 

 

Comentarios