Buscando la redención (Carlos Pauner)

En su página web, Carlos Pauner, escribe sobre la expedición Broad Peak 2007:

”Sobre mi cabeza, por fin, veo casi toda la ruta del Broad Peak que tengo que recorrer. Ha salido el sol, se ha abierto el cielo y mañana comenzaremos a subir por la montaña. Estoy sentado en una piedra, quizás la misma en la que en tantas ocasiones me he detenido a pensar. Miro la montaña y no puedo dejar de sentir que estoy pagando por algo.

En dos ocasiones anteriores estuve a pocos pasos de la cima. Dos expediciones completas, llenas de esfuerzo y riesgo, que terminaron en un querer y no poder. La montaña no me permitió cumplir mi objetivo, pese al empeño y a la determinación entregadas. Ahora, una tercera campaña. No cabe duda que es un castigo a alguno de los muchos pecados que he cometido en esta vida.

Mi sensación ahora, es de buscar la redención. De purgar mis culpas, de quedarme en paz con la montaña y conmigo mismo. Necesito pisar la blanca cima de esta montaña, bajar, respirar y sentir de nuevo la calma en mi interior. A partir de entonces todo será distinto, lo se, abriré nuevos capítulos en mi futuro y dejaré esta pesada carga que supone luchar por conseguir lo que ya hace tiempo que tenía que haber logrado.

He sido honesto, vuelvo a acabar el trabajo comenzado, a luchar sin tregua de nuevo, a darlo todo por conseguir la cima. El duro caminar por estas laderas me hará sacar todo lo que llevo dentro, lo bueno y lo malo. Lograré encontrar el equilibrio, la calma y conseguiré ser digno de poner mis pies en ese punto nevado que se encuentra más allá de lo humano.

Mañana comenzará todo. Subir el material, colocar cuerda, dormir en altura, pasar agonizante calor por el día y un frío insoportable por la noche. Todo forma parte del juego, de este juego. Todo es necesario para conseguir, durante unos minutos, sentirte dueño de tu destino, señor de tus sueños, único responsable de tus decisiones y observar, desde el olimpo, el mundo lejano del que hemos salido.

Para conseguir eso, queda mucho, pero lo importante es haber decidido hacerlo y estar ya en marcha, sin dudas, sin concesiones, sin marcha atrás. Comencemos, arranquemos nuestro sueño y que las fuerzas nos acompañen hasta donde ya lo ha hecho nuestra mente”.

Comentarios