Tresserras y Salinas quieren inaugurar el Museo Diocesano con colecciones completas

El Conseller de Cultura, Juan Manuel Tresserras, y el administrador apostólico del obispado de Lérida , Javier Salinas, han tratado el litigio de las obras de arte aragonesas y han coincidido en que la inauguración del nuevo Museo Diocesano de Lérida se hará con las colecciones completas. La reunión, que se ha celebrado en Barcelona en un ambiente de "extrema cordialidad", ha servido para que ambos intercambiaran información sobre el litigio y para preparar la reunión del consorcio del Museo Diocesano que se celebrará en septiembre. En este futuro encuentro deben cerrarse ya todos los detalles para la inauguración del museo, el 30 de noviembre, con todas las colecciones completas.

En este sentido, "ninguno de los dos ha puesto en cuestión el hecho de que el museo se inaugure en noviembre con todas las colecciones, haciendo coincidencia de posturas”. Tanto Tresserras como Salinas han mostrado su voluntad de colaborar y de establecer, asimismo, "puentes" con el nuevo Gobierno de Aragón.

El futuro Museo Diocesano de Lérida, que reunirá las obras artísticas del obispado, está llamado a convertirse en uno de los más importantes de la ciudad y una importante atracción turística con sus colecciones, entre las que destacan tallas de la Virgen y del niño Jesús, que van desde el románico al neoclásico.

El litigio por las obras de arte religioso se inició en el año 1995, cuando un decreto publicado el 15 de junio por la Congregación de los Obispos adscribió las parroquias de la Diócesis de Lérida situadas en Aragón a la diócesis de Barbastro, que pasó a denominarse de Barbastro-Monzón. En diciembre de ese mismo año, el obispado de Barbastro-Monzón solicitó a Lérida las 113 piezas artísticas procedentes de las parroquias segregadas que se encontraban en el Museo Diocesano de Lérida.

Comentarios