El torero oscense Tomás Luna se despedirá el día 11 de agosto

Tomás Luna lo anunciaba en la misma Plaza de Toros de Huesca rodeado de amigos y familiares que le han acompañado y apoyado a lo largo de su etapa como torero. Tras tomar la alternativa en el año 2001 no se le han abierto muchas puertas en el difícil mundo del toro y ha decidido encauzar su vida profesional por otros derroteros que le han llevado a tomar esta decisión.

Para Tomás Luna el próximo día 11 de agosto volverá a ser una fecha especial puesto que será la última vez que haga el paseíllo en el coso taurino oscense y ante la afición oscense. Lo hará con dos toreros como Talavante y Cayetano Rivera Ordóñez.

Tomás se convirtió en el primer torero de la historia de Huesca el día 10 de agosto de 2001 con Enrique Ponce como padrino y El Juli como testigo. A partir de allí ha tenido la oportunidad de torear también con figuras como José Tomás o Joselito, entre otros. Se queda con los mejores momentos y con todo lo que ha aprendido durante estos años, si bien como decía su amigo y uno de sus principales apoyos, Raúl Aranda, “no se le ha dejado crecer como torero”.

No faltaron junto a Tomás Luna en el anuncio de su despedida, además de Raúl Aranda, su hermano Diego, que no pudo contener la emoción; Pablo Ciprés o Ricardo Aguín “El Molinero”, así como su familia que en todo momento le ha apoyado en esta aventura a lo largo de los años.

En el capitulo de agradecimientos quiso tener un recuerdo para las empresas Justo Ojeda y Torosanda que cada año le han dado la oportunidad de torear ante los aficionados oscenses y además también a la Peña Taurina Oscense.

Aunque su vida profesional le lleva por otro camino, Tomás tiene claro que su vida ha sido y será el mundo de los toros y que seguirá ligado a él.

Comentarios