La jota se salva de la tormenta

En la noche de ayer domingo, la Agrupación Folclórica Santa Cecilia fue la protagonista de la página folclórica. La tarde amenazaba tormenta, pero fueron muchos los oscenses que no se asustaron y que acudieron al parque. El premio, que la lluvia no hizo acto de presencia y que pudieron disfrutar de un magnífico espectáculo.

Recordemos que la Santa Cecilia es un grupo compuesto por entre 75 y 80 personas. En la interpretación de su actuación estuvieron bien presentes las tres provincias aragonesas.

Hubo jotas y danzas del Pirineo, pero también de todo Aragón. Una innovación fue que bailaron el Dance de Tauste, que es al revés de cómo se bailan otros dances. En lugar de con palos, se realiza con arcos, y se baila al ritmo de la dulzaina y el tambor.

También se bailó la albada de Alcañiz, un canto conjunto de seguidilla, jota y fandango de Puerto Mindalgo. En esta ocasión, lógicamente, se veían las influencias del sur. Empieza con una seguidilla picarona y piques, y acaba con un fandango.

La escuela de la Agrupación interpretó con percusión pequeña, como cucharas, panderetas y triángulos, una jota titulada “Panadera”, que se tocaba cuando las mujeres amasaban el pan.

También se bailó la jota de Ansó, la jota de Zaragoza, o el bolero de Caspe, a cargo de los más pequeños. El Bolero de Teruel tuvo su protagonismo, y se terminó, cómo no, como siempre, con la Jota de San Lorenzo.

Los cantadores también tuvieron su protagonismo, a lo largo de la tarde-noche, con multitud de jotas cantadas por solistas y dúos, que pusieron de manifiesto las magníficas voces con las que cuenta la agrupación.

Todo Aragón con sus trajes, sus colores, sus instrumentos y sus músicas quedó reflejado en la actuación de la Santa Cecilia.

Comentarios