AFIB editará catálogos con las fotografías expuestas por su XXV aniversario

La Asociación Fotográfica y de la Imagen de Barbastro va a publicar cuatro catálogos que recogerán las fotografías expuestas en las muestras fotográficas que pueden visitarse en la ciudad del Vero: ‘Un siglo del fotografía en Barbastro’, ‘Retratos y retratistas’, ‘Un día en la vida de Barbastro’ y ‘El ojo múltiple’. Las ediciones podrán encontrarse a finales de este mes de septiembre en la UNED, en las distintas librerías de Barbastro, y en la sede de AFIB. Como afirma Lola García Guatas, miembro de AFIB, con los catálogos se pretende que estas imágenes “queden en el recuerdo”.

Las exposiciones recogen las fotografías que resumen la vida de Barbastro desde el siglo XX hasta nuestro días. ‘Un siglo de vida en Barbastro’ es un recorrido por el pasado siglo en la capital del Somontano, a través de las imágenes más representativas de los momentos más culminantes, y puede visitarse en la UNED.

También en la UNED puede visitarse ‘Retratos y retratistas’, coordinada por la propia Guatas, y que se trata de una muestra de las imágenes de los fotógrafos que han ayudado a perpetuar en la memoria de las gentes de Barbastro a algunos personajes destacados de la ciudad. La muestra comienza con Gallifa, primer fotógrafo establecido en Barbastro 1887, y llega hasta la joven Silvia Arcas, la última fotógrafa incorporada. García Guatas destaca que en la exposición puede verse la evolución de muchos aspectos de la vida.

La exposición ‘Un día en la vida de Barbastro’ puede visitarse en el Centro Comarcal de Congresos de Barbastro, y en ella se muestran las imágenes cotidianas de una jornada cualquiera: tenderos atendiendo a sus clientes, viandantes paseando por el Coso, personajes conocidos de la ciudad, ropa tendida en los balcones de las casas... En ella participan más de 30 fotógrafos, que plasman “esos momentos que menos llaman la atención”.

Por último, ‘El ojo múltiple’, expuesta en la Casa de la Cultura, es una recolección de las fotos más emblemáticas para sus autores. Como afirman desde AFIB, tal vez no son las mejores de sus archivos, pero comparten el significado especial para cada uno de los fotógrafos.

Lola García Guatas destaca la respuesta de la gente de Barbastro, que “aportan mucho a la exposición nombrando su recuerdo de las fotografías”, y que reconocen lugares históricos, o inmuebles que ya no existen. Guatas señala que esta respuesta se entiende desde AFIB como “satisfactoria y entrañable”.

Comentarios