La consejera de Salud ha explicado las siete líneas estratégicas de su Departamento

La consejera de Salud y Consumo, Luisa María Noeno, ha comparecido en las Cortes de Aragón para informar de los objetivos y líneas de actuación que tiene previsto desarrollar este Departamento a lo largo de la legislatura, orientadas a los ciudadanos aragoneses, a la mejora del sistema público de salud y a sus profesionales, mediante la estabilidad y la calidad del empleo.

 

Para ello, el Departamento ha trazado siete líneas estratégicas en las que se enmarcan las diferentes acciones para los próximos cuatro años.

 

Mejorar la salud de los ciudadanos de Aragón.

Aumentar la autonomía y responsabilidad de los ciudadanos respecto a su salud.

Garantizar los derechos de los usuarios y la carta de compromisos .

Suficiencia, calidad y equidad de la oferta de servicios.

Una oferta específica para los pacientes con enfermedades crónicas y dependientes.

Capacitación y suficiencia de los profesionales sanitarios.

Autonomía y corresponsabilidad por parte de los profesionales.

 

La consejera ha explicado que la prioridad del Departamento que dirige es el compromiso con la salud de los ciudadanos, para lo que se impulsarán acciones de información, formación, educación, prevención y promoción de la salud, a través del nuevo Plan de Salud y con la tramitación de la Ley Aragonesa de Salud Pública.

 

En este sentido, se trabajará en los factores de riesgo de la enfermedad cardiovascular, la prevención de enfermedades oncológicas y la atención a estos pacientes, el refuerzo de aspectos relacionados con las drogodependencias y los efectos del alcohol en la mortalidad por accidentes de tráfico y de trabajo, además de la atención integral a la mujer, con la inclusión de las políticas de género, que ocupará un lugar destacado.

 

Para garantizar los derechos de los usuarios se ha creado la Dirección General de Atención al Usuario. A ella quedan adscritas nuevas iniciativas como la libre elección de especialista, la segunda opinión médica o los tiempos de garantía en consultas y pruebas diagnósticas, el teléfono único para información al usuario y gestión de citas o la adecuación de los órganos de participación y asociaciones de pacientes, entre otras.  

 

La calidad y la accesibilidad al sistema sanitario, con la incorporación de nuevas tecnologías y nuevas formas de organización y gestión, se plasman en las mejoras de los medios diagnósticos, la consolidación del Banco de Sangre y Tejidos o el Plan de Alta Tecnología para los años 2007-2011. Además, la consejera ha hecho hincapié en la implantación y desarrollo de los servicios que ofrecerán los centros del Consorcio Aragonés Sanitario de Alta Resolución en las zonas rurales para garantizar la igualdad territorial.

 

También en este área de mejora de la accesibilidad a los servicios sanitarios, ha destacado la construcción de nuevos hospitales en Alcañiz y Teruel, y tres nuevos centros de alta resolución en Zaragoza capital, ubicados en el barrio del Actur, en la avenida de Navarra (junto a la estación de Delicias) y el edificio de consultas externas del Miguel Servet. Asimismo, ha recordado la finalización de las obras de este hospital, así como las que se llevan a cabo en el Hospital de Barbastro y en el Hospital Nuestra Señora de Gracia.

 

En cuanto a los pacientes con enfermedades crónicas y dependientes, Luisa María Noeno ha subrayado la coordinación con el Departamento de Servicios Sociales y Familia para el desarrollo de la Ley de Atención a la Dependencia y la aplicación del Plan de Atención a Pacientes Crónicos y Dependientes. En esta línea estratégica se incorporan las nuevas acciones del Plan de Salud Mental.

 

La capacitación y suficiencia de los profesionales sanitarios será otra de las líneas de trabajo del Departamento en esta legislatura, por lo que la consejera ha resaltado su compromiso con la formación, la investigación y la docencia. En este sentido, ha comentado la necesidad de incorporar nuevas profesiones, ampliar la formación MIR y promover las relaciones laborales caracterizadas por la estabilidad y la calidad del empleo. En el marco de la investigación, ha mencionado la consolidación del Instituto Aragonés de Ciencias de la Salud, que se reforzará con la construcción en esta legislatura del Centro de Investigación Biomédica de Aragón (CIBA).

 

En el ámbito de la autonomía y corresponsabilidad por parte de los profesionales, la finalidad es la elaboración del Mapa de Unidades Clínicas y la gestión clínica, cuya implantación se verá favorecida por el Plan de Sistemas de Información y Telemedicina, ya que aportará el escenario tecnológico necesario.

 

En el área de Consumo, las acciones del Departamento irán ligadas al desarrollo de derechos fundamentales de los ciudadanos, entre ellos la seguridad y la salud. Los objetivos, según ha explicado la consejera, se centran en el trabajo conjunto con las asociaciones de consumidores, la apertura de nuevas vías a la formación y la educación para el consumo responsable, la regulación de los órganos y procedimientos de mediación, el fomento de las buenas prácticas comerciales y la mejora de la información en temas de salud que demandan los consumidores.

Comentarios