El Trofeo Ernesto Bribián de Atletismo cumple 60 años en Monzón

Es el torneo más antiguo de España y surgió hace sesenta años cuando el club Huracanes de Lérida devolvía una visita realizada por el Club Monzón a principios de septiembre ganando los catalanes, aunque el trofeo individual se lo llevaba Cipriano Banzo.

Las actividades programadas para este fin de semana del 12 y 13 de octubre comienzan con la recepción este viernes a los participantes de los equipos de Arcobaleno Ovada (Italia), Costa Brava ( Gerona), atletas alemanes y españoles. Los dos primeros clubes disputarán el torneo de la Amistad, que cambia de sede anualmente como recordaba el presidente del Club, Javier Bordes. En esta ocasión podrán participar también atletas que de forma individual y particular quieran tomar parte en esta cita que tiene lugar en las pistas de Monzón y que supone el cierre de las actividades al aire libre del club Hinaco.

La jornada comienza a las 10 de la mañana con el XI Campeonato Local IberCaja de Atletismo con la participación de atletas de todos los colegios de Monzón y de los clubes de Barbastro, Binéfar, Sariñena y Fonz. Se calcula unos 300 participantes.

Asimismo se iniciará el Trofeo Ernesto Bribián con lanzamientos de jabalina y disco, ya por la tarde lanzamiento de martillo y el resto de pruebas programadas como son 100, 300, 600, 1000, 200 vallas, longitud, altura, peso y relevo 400-300-200-100. la jornada termina con la degustación de poncho y entrega de premios. Así como un homenaje a los atletas que todavía vive de la primera edición: José María Baile, Alfonso Miguel, José María Banzo, Antonio Vilalta, Vicente Español y Ernesto Bribián ( fundador del club y en ese año competía),quien no está de acuerdo con el cambio de nombre.

El Trofeo se ha disputado en tres escenarios: la Arboleda, pista de tierra de 286 metros de cuerda y cuatro calles, luego la de ceniza de 300 metros y seis calles en la carretera de Pueyo y ahora la pista sintética de ocho calles.

Con motivo de la cincuenta edición se cambiaba el nombre de San Mateo a Ernesto Bribián. En el transcurso de estos años se han batido muchos records y se han producido muchas anécdotas. En el año 1959 el Torneo daba un paso más al ser el primer encuentro internacional que se celebraba en Aragón con la visita de los franceses de Auch.

La importancia y longevidad del mismo obedece a que nunca se ha dejado de disputar hiciera la climatología que hiciera. Además, los años han propiciado un cambio en los premios ya que de la copa se ha pasado a los premios en metálico.

Comentarios