La SD Huesca espera un partido complicado y disputado en Palencia

El equipo oscense ha vuelto a los entrenamientos para preparar el encuentro contra el Palencia del próximo domingo. Un partido donde los azulgranas llegan con el buen sabor del segundo puesto de la clasificación y con la intención de seguir sumando puntos, aunque en este caso sea en un campo complicado como La Balastera. Todavía con el recuerdo del enfrentamiento de ambos equipos el pasado año en la fase de ascenso se presume un encuentro disputado y reñido ya que los locales andan necesitados de triunfos tras las dos derrotas seguidas que llevan.El presidente del club palentino Alberto Villegas ha manifestado a Radio Huesca Digital que lo que sucedió en la fase de ascenso en junio fue en otra campaña distinta y “aunque no los recibiremos con los abrazos abiertos, para nosotros es otra temporada distinta y estamos en otras cosas”, sin querer entrar demasiado en la herida que se abrió el año pasado por el precio de las entradas en el Alcoraz en el encuentro de vuelta.

Incluso el presidente iba más allá e indicaba que el cartel que anuncia el partido y que tiene que ver con la película el Golpe en el que aparecen billetes de 25 € no tiene nada que ver con lo sucedido y que “es una casualidad, me imagino que a nadie le parezca mal porque en ningún momento al Huesca se le ofende ni nada por el estilo por lo tanto ha sido casualidad”.

En el club oscense están disfrutando de un buen momento que se está alargando desde la pasada campaña y como señalaba el presidente oscense Armando Borraz siempre con prudencia y calma: “Prudentes y calma por supuesto. Creo que nosotros estamos haciendo las cosas bastante bien y tenemos que esperar domingo tras domingo para consolidar esa posición que todos queremos”.

Sobre el enfrentamiento con el Palencia, Borraz indicaba que “con hacer el mismo resultado que hicimos la otra vez nos vale. Pero bueno el Palencia es un equipo que hay que tener en cuenta y nosotros vamos a ir a lo nuestro”, sin querer entrar en ninguna polémica, algo que desde luego se espera sea así, antes, durante y después del partido el domingo en Palencia.

Comentarios