CCOO Aragón alerta de una nueva subida del paro en medio de signos de desaceleración

El número de demandantes de empleo registrados en las oficinas del INAEM durante el mes de noviembre aumentó en 786 personas respecto al mes anterior, lo que supone un incremento del 2,15% del desempleo en Aragón, frente al 2,24% que subió en el resto del Estado. Respecto al mismo mes del año pasado, el paro ha crecido 1.086 personas, lo que supone un aumento del 2,99% y sitúa en 37.371 el número de personas paradas en nuestra Comunidad Autónoma.

CCOO Aragón considera “preocupante” este dato por tratarse “del peor en los últimos cuatro años” -el promedio de incremento del paro en dicho período ha sido el 1% anual- y al darse en un contexto de “desaceleración del crecimiento económico”. Por sectores económicos, el paro ha crecido en todos sin excepción, aunque es en servicios, con 530 personas (el 67,43% del total), y en construcción, con 116 (el 14,76%), donde se registra un peor comportamiento. El sindicato recuerda que se trata además de sectores sobre los que ha descansado buena parte del crecimiento económico y de la creación de empleo en los últimos años con unas condiciones de precariedad reiteradamente denunciadas.

Por provincias, Zaragoza la que acapara la práctica totalidad del incremento del paro con 800 nuevos desempleados, mientras que Teruel aumentó en 23 personas respecto a octubre y Huesca, por primera vez en muchos meses, disminuye en 37 el número de demandantes de empleo. Sin embargo el balance anual es mucho peor en la provincia de Huesca, que registra 506 parados más que suponen un incremento del 9,38%, uno de los más elevados del todo Estado y que en opinión de la central “muestra de forma nítida la delicada situación que atraviesa la provincia con el cierre de importantes empresas que ha supuesto la destrucción de mucho empleo”.

Por sexos, de los 786 nuevos parados aragoneses, 440 son hombres (56%) y 346 son mujeres (44%). Respecto al mes anterior, el paro femenino sube un 1,55% mientras que el masculino lo hace un 3,10%. A pesar de que el paro ha crecido más entre los hombres que en las mujeres, el 60,79% de los 37.371 parados que hay en Aragón siguen siendo mujeres, una proporción similar a la de años anteriores y que “no justifica la reducción de recursos prevista en el proyecto de presupuestos autonómicos de 2008 para el fomento de la contratación estable de mujeres”, sostiene CCOO Aragón.

La desaceleración económica y el aumento del paro también tienen su reflejo en la evolución de la contratación. El número de contratos registrados en Aragón fue de 40.105, un 23% menos que los formalizados en octubre y una caída del 7,63% respecto al 2006. De esta cifra, 4.998 contratos (el 12,46%) fueron indefinidos mientras que los 35.107 restantes (el 87,54%) fueron temporales. En lo que va de año se han realizado 468.150 contratos de los que 58.583 (el 12,51%) son indefinidos y el resto temporales. Para Comisiones Obreras, estos datos demuestran “el uso excesivo e irregular que se sigue haciendo de la contratación temporal”, que señalan como la principal causa de que la tasa temporalidad siga siendo del 28,6%, muy por encima del 11,5% existente en los países de la Unión Europea.

CCOO Aragón considera negativo el dato de paro registrado en noviembre y alerta de que el aumento del diferencial anual por cuarto mes consecutivo “debe encender las alarmas sobre el posible agotamiento del ciclo de crecimiento”. Además, sostiene que los datos de noviembre confirman y agrandan los problemas estructurales del mercado de trabajo: aumento del desempleo, sobre todo femenino que sigue siendo el 60% de los parados; problemas de asimilación de mano de obra foránea con una tasa de paro del 12%; aumento de la rotación laboral y, por tanto, de la inestabilidad laboral medida a través de incremento del número de contratos temporales frente a los indefinidos.

Ante esta situación, CCOO reclama al Gobierno de Aragón medidas para actuar sobre los problemas como la inestabilidad laboral y las altas tasas de desempleo de las mujeres, de los jóvenes y de la población inmigrante y critica que se reduzcan los recursos previstos en el proyecto de presupuestos de 2008 para el fomento del empleo y la contratación estable, porque “va a afectar a los colectivos más vulnerables en un escenario de desaceleración de crecimiento económico y por tanto de la creación de empleo”.

Comentarios