El Ayuntamiento de Alquézar trabaja en la construcción de viviendas de protección oficial

Alquézar, localidad turística por excelencia en el Somontano, está dedicando estos meses de invierno para mejorar las instalaciones que atraen hasta este pueblo a más de 200.000 personas por temporada. Además, desde el Consistorio se está trabajando en varios proyectos para asentar la población y atraer a nuevos pobladores. Entre dichas obras, destaca la mejora del acceso sur, que unirá la zona de la Colegiata con la iglesia de San Miguel, y allí se ha construido un vial para tráfico rodado y un paseo rodeado de olivos.

El plan de rehabilitación de fachadas es otra de las labores que continúa en marcha con la entrada del nuevo equipo de gobierno, con Santiago Santamaría como alcalde, que entre los proyectos destaca la depuración de aguas residuales. Y volviendo al sector turismo, Santamaría señala “la transformación de un cañizo en zona peatonal para permitir a los visitantes que aparquen en el parking subir paseando hasta el centro”.

La piscina y la pista polideportiva también están expuestas a mejoras, ya que existe la idea de aplicar iluminación nocturna para su utilización después de la puesta del sol. Por otro lado, desde el Ayuntamiento se confía en la construcción de un bloque de viviendas de protección oficial. En estos momentos, hay 22 personas apuntadas para el sorteo, y un solar del municipio se está estudiando para el desarrollo de la obra. Santamaría afirma que “esto supondría que más personas pudieran establecerse en Alquézar, lo que permitiría que mucha gente joven del pueblo no tuviera que buscar hogar en otro lugar”.

Respecto a la población, Santamaría destaca que “poco a poco, se está asentando la población”. Censadas en el municipio se encuentran alrededor de 300 personas.

Comentarios