Más de 300.000 esquiadores han disfrutado de la nieve esta Navidad en el Pirineo

Candanchú , esquiadores , pista , nieve , dic 07

Las cinco estaciones de esquí del grupo Montañas de Aragón (Aramón) han acogido en total durante las dos semanas de Navidad a más de 240.000 esquiadores, lo que desde el consorcio de empresas es considerado "un éxito muy, muy positivo". De ellos, 203.600 esquiaron en el Pirineo altoaragonés.Astún y Candanchú no facilitan número y hacen un buen balance.

 

Desde el fin de semana anterior a Nochebuena, es decir, el sábado 22 de diciembre, en las cinco estaciones han esquiado, en total, más de 240.000 personas, lo que supone una cifra un poco superior a las previsiones realizadas.

Cerler recibió más de 65.600 esquiadores; Panticosa -la última en abrir sus puertas- acogió a más de 22.000; las dos de Teruel (Valdelinares y Javalambre) a más de 35.000, y Formigal ostenta el récord con más de 116.000 esquiadores.

A los esquiadores que adquieren su "forfait" hay que añadir, además, las personas que van a la estación pero que ni alquilan equipos ni practican el deporte, y que en el caso de las estaciones de Teruel, por ejemplo, se calcula que son tres por esquiador.

Así pues, Valdelinares y Javalambre podrían haber recibido 100.000 visitantes adicionales a los 35.000 esquiadores, que hacen uso de los servicios de hostelería y de las tiendas.

Las dos estaciones del valle del Aragón (Astún y Candanchú) aún no han calculado el número de esquiadores que han recibido, pero en el primer caso aseguran desde la gerencia que se ha registrado una "alta afluencia de esquiadores", con cifras similares, "incluso superiores", a las de la temporada 2005-2006.

El sistema de producción de nieve ha estado en funcionamiento nueve días de los quince y se han ofrecido buenos espesores, de entre 40 y 60 centímetros, y una media de pistas balizadas abiertas de 23, con 20 kilómetros.

La ocupación hostelera a pie de pistas ha rondado el cien por cien y ha oscilado entre el ochenta y el cien por cien en el área de influencia del valle.

Y desde Candanchú tampoco hoy, recién cerrada la estación, están en condiciones de proporcionar un número exacto de esquiadores, pero en todo caso aseguran que el periodo del 1 de diciembre al 1 de enero ha registrado más esquiadores que en las campañas 2004-2005 y 2005-2006, y eso que en ambas la estación estuvo abierta durante el Puente de la Constitución, algo que no ha sucedido este año.

En cuanto a la primera semana de enero, las cifras son similares, "prácticamente iguales", a las registradas en las dos citadas campañas.

Tanto Astun como Candanchú evitan la comparación con la campaña anterior por la escasez de nieve que se dio en ésta.