Aprobado el nuevo polígono industrial junto a la autovía en Monzón

El proceso para la construcción de un polígono de 50 hectáreas para industria limpia y ligera junto a la autovía Lérida-Huesca y la confluencia con la carretera de Fonz, en la partida de “La Corzana”, sigue su curso.

La Comisión de Urbanismo aprobó definitivamente el convenio urbanístico para desarrollar el área que firmarán el Ayuntamiento y las sociedades “Gestión y Desarrollo del Henares, S.A.” y “San José 8 Promotora Inmobiliaria, S.A.”, y el 13 de febrero terminará el plazo de exposición pública de la modificación puntual del PGOU inherente al convenio, aprobada inicialmente por el Ayuntamiento en noviembre. A continuación, el expediente con las alegaciones resueltas será enviado a la Comisión Provincial de Ordenación del Territorio, que lo resolverá en dos o tres meses, y entonces sólo restará la aprobación definitiva por el pleno de la Corporación.

Los terrenos objeto del convenio miden unas 97 hectáreas y están calificados por el PGOU como Suelo no Urbanizable Genérico, y la modificación puntual en curso los convertirá en Suelo Industrial Urbanizable Delimitado. En el convenio, el Ayuntamiento y las sociedades se comprometen explícitamente “a la especial protección del arbolado existente”, es decir, el Pinar de Salas.

El extremo anterior se traduce en lo siguiente: las promotoras del polígono cederán 47 de las 97 hectáreas al Ayuntamiento (las calificadas por el PGOU como Suelo no Urbanizable de Especial Protección), de forma que en el Plan Parcial que se redacte tendrán la consideración de Sistema General (espacio libre de dominio y uso público). En otras palabras, el Pinar de Salas será parque municipal “periurbano”, y el Ayuntamiento lo recibirá acondicionado “de acuerdo con los criterios marcados por la Concejalía de Medio Ambiente”.

Los promotores se comprometen a presentar el Plan Parcial del polígono antes de que transcurran seis meses desde la aprobación definitiva de la modificación puntual del PGOU, y a finalizar la obra de urbanización en un plazo de 30 meses a contar desde la notificación por el Ayuntamiento de la aprobación del Plan Parcial.

El alcalde, Fernando Heras, ha calificado la operación de “necesaria y urgente” con dos argumentos: el polígono “Páúles” está plenamente ocupado (“La Armentera” se reserva para la industria pesada”) y el poder de atracción de la autovía obliga a ofertar terreno industrial en sus inmediaciones, que es donde quieren asentarse las empresas por evidentes razones de comunicación y logística.

El concejal de Urbanismo y Medio Ambiente, Miguel Aso, ha valorado los términos del convenio “que vigilan el respeto a la masa arbórea del lugar” y sientan las bases del parque periurbano. Por otro lado, Heras ha recalcado que desde los años setenta, cuando fue acondicionado “Paúles”, no se ha llevado a cabo actuación alguna de ampliación del suelo industrial. El resumen que ha hecho es éste: “Estamos hablando de una superficie similar a la del viejo polígono. Sin duda, la autovía va a significar un antes y un después para Monzón. La entrada a la ciudad por la carretera de Fonz tiene que ser el escaparate del potencial de los talleres, pymes y comerciales de servicios. Y no olvidemos que está en trámite la ampliación de Paúles en 120.000 metros, lo que hace un total de 620.00. Así pues, la demanda de suelo para estas actividades empresariales está cubierta para los próximos años”.