El BM Huesca sigue desarrollando las jornadas de Diverbalonmano

Este fin de semana se celebró la 3ª Convivencia del Diverbalonmano que tuvo lugar en el Pabellón del Colegio Alcoraz de Huesca, con la participación de más de 40 chicos y chicas. En ella se logro el objetivo que se persigue con esta actividad, que es el reunir a todos los participantes de la misma, y que durante toda la mañana estén practicando balonmano, conociendo su reglamento y normas de juego, se vayan familiarizando con el deporte, aprendan compitiendo con otros grupos, y sobretodo que disfruten con los compañeros y amigos con los que juegan.

En esta actividad se realizan numerosos partidos de Mini-Balonmano a dos campos de 20 x 15 metros. Los resultados no son lo importante, sino que los chicos y chicas puedan disputar el máximo de partidos, participando todo lo posible en los mismos, con el fin de que se diviertan al máximo aprendiendo y jugando.

A lo largo de este segundo trimestre escolar se volverán a realizar otras dos convivencias más, una de las cuales tendrá lugar en la localidad de Almudévar, donde también hay grupos que practican balonmano y planteándolo también como un aliciente más para los chavales de Huesca, además del Torneo de Semana Santa que se organiza como fiesta final antes de las vacaciones.

En cuanto al fin de semana deportivos para los equipos base del Balonmano Huesca, destacar que en la categoría juvenil perdió 34-24 en la pista del Corazonistas en un partido disputado hasta los últimos 15 minutos donde los locales comenzaron a realizar numerosos contraataques que acabaron con todas las posibilidades de remontar por parte de los oscenses.

El Infantil B también caía con Cristo Rey por 28-22. Partido para olvidar que el equipo oscense perdió en tierras zaragozanas en un encuentro muy duro por las acciones fuera de lo deportivo con las que defendía el equipo zaragozano. Partido que no fue dirigido por ningún árbitro federado, y en el que se permitieron situaciones muy bruscas, desmesuradas y que hicieron que el equipo oscense en ningún momento pudiese entrar en el partido, dado las numerosas irregularidades que se cometían. Desde el banquillo se protestaron muchas acciones que no hicieron que cambiara la forma de arbitrar, ni el juego sucio del conjunto zaragozano.

El único que ganó fue el Infantil B del BM Huesca Aramovil que se impuso al BM Dominicos por 32-20. Desde el primer momento se ha establecido una pequeña diferencia que con el paso de los minutos se ha consolidado a favor del equipo oscense. La defensa del Balonmano Huesca ha sido buena, destacando la labor de Jorge Avellanas y la de los dos porteros, y en ataque los goles en posición de Alejandro Más, y la rapidez de Lucas Abadía y Guillermo Bambó. Conforme avanza el partido, las diferencias se establecen y jugando todos los chavales, y dosificando el esfuerzo el partido se decantó de parte del Balonmano Huesca.