La prevención desde la infancia centra el Día Mundial de la Lucha contra el Cáncer

El Día Mundial de la Lucha contra el Cáncer se centra este año en la prevención de la salud desde la infancia con un claro mensaje dirigido a los padres, bajo el lema "El tabaquismo pasivo es peligroso para su salud y la de su familia. Ofrezca a sus hijos un entorno sin humo de tabaco”. La Asociación Española contra el Cáncer calcula que el 52% de los padres fumadores consumen tabaco delante de sus hijos.

En Huesca, la celebración de este Día Mundial ha supuesto la colocación de mesas informativas de la Asociación Española contra el Cáncer de Huesca en los Porches de Galicia y en el Centro de Salud Pirineos. Además, el pasado viernes el Conservatorio de Huesca celebraba un concierto a beneficio de la Asociación y el próximo sábado, 9 de febrero, habrá una actuación del grupo de teatro Pasana.

En 2005 se diagnosticaron once millones de nuevos casos; en Aragón la cifra es aproximadamente de 5.000 nuevos casos al año, de los que un tercio podría ser evitable con unos hábitos de vida saludables y con prevención, que tiene que empezar desde la infancia. En Aragón, las tasas más elevadas de incidencia del cáncer se sitúan en el de piel no melanoma seguido del de pulmón y próstata en los hombres (este último tipo es el que ha sufrido un mayor crecimiento de incidencia en los últimos años), y el de mama en el caso de las mujeres.

 

El director general de Salud Pública, Francisco Javier Falo, ha destacado que es “muy importante evitar el uso del tabaco y el humo ambiental cuando se está con niños, proporcionándoles un entorno libre de humo”. En este sentido, desde el Departamento de Salud y Consumo el mensaje para madres y padres es enseñar a lo niños a mantenerse alejados del humo del tabaco; procurar no fumar ni dejar que se fume en el hogar o en el coche, alejar a los niños de espacios cerrados donde se permita fumar. Asimismo, se hace hincapié para que no se fume durante el embarazo ni en presencia de mujeres embarazadas y consultar con el médico para dejar la adicción al tabaco.

 

Pero no sólo el tabaco influye como hábito negativo en la salud. El ejercicio físico regular y un régimen alimentario saludable, evitando la obesidad, también son dispositivos de prevención aplicables esenciales, así como “enseñarles a los niños medidas de protección solar, especialmente en verano”, ha señalado Falo. El Departamento de Salud y Consumo tiene en marcha el Programa Solsano, destinado fundamentalmente a los niños a quienes se les enseña la necesidad de aplicar cremas fotoprotectoras o evitar el sol en las horas centrales del día, así como los peligros que conlleva un abuso del sol.

 

Junto a estas recomendaciones generales, el director general de Salud Pública se ha referido también a la vacunación frente a virus relacionados con el cáncer, como el de la hepatitis B o el del papiloma humano, vacuna esta última que este año se incorporan al calendario para las niñas que cumplen 14 años (las nacidas en 1994).

Comentarios