Detenido un conductor reincidente superando en 5 veces el nivel permitido de alcohol

Coincidiendo con la celebración del carnaval en la capital oscense, se han producido este pasado fin de semana tres detenciones por conducir bajo los efectos del alcohol, además uno de ellos era acusado de un delito de desobediencia grave y otro de ellos superaba en cinco veces lo permitido. Por otra parte, dos establecimientos hosteleros han sido denunciados por excederse en el horario de cierre, este sábado el horario de apertura se ampliaba hasta las 7 de la madrugada.

En la madrugada del sábado sobre las 00.25 horas, agentes de la Policía Local de Huesca, detenían a Yassir E. K., de 26 años de edad, el cual conducía de forma irregular por la calle Balsas de Chirín su vehículo turismo, con un índice de alcoholemia de 0.71 mlg., de alcohol por litro de aire espirado.

Posteriormente, sobre las 4.15 horas, miembros de la Policía Local detenían a Miguel Ángel V. F., de 42 años de edad, acusado de un delito de desobediencia grave tipificado en el artículo 380 del Código Penal. Los agentes, al observar que este conductor circulaba por el Paseo de Ramón y Cajal con su vehículo turismo de forma negligente le requirieron para realizar las correspondientes y obligatorias pruebas de alcoholemia negándose a ello.

Así mismo, en la madrugada del domingo sobre las 4.35 horas, en la Avda. de la Paz, agentes de la Policía Local de Huesca, procedían a la detención de Jesús J. P., de 36 años de edad, el cual conducía su vehículo turismo, con un índice de alcoholemia de 1.33 mlg., (más de cinco veces lo permitido), dándose la circunstancia de ser reincidente y ser la segunda vez en esta semana que se procedía a su detención. En todas estas actuaciones se han realizado las correspondientes diligencias Judiciales y se han precintado los vehículos en el depósito municipal.

Por otra parte, la Policía Local de Huesca ha abierto expedientes sancionadores aplicando el Reglamento Gral. De Circulación a dos conductores por arrojar un nivel de alcohol que oscilaba entre los 0.42 y 0.57 mlg., precintándoles los vehículos en el depósito municipal.

En la madrugada del sábado se realizaban dos actas-denuncia, iniciándose así expedientes sancionadores a dos establecimientos dedicados al ocio situados en la zona de San Lorenzo, por infringir la ley 11/2005, al excederse del horario de cierre.

Comentarios