"Río Aragón" presenta alegaciones a las consultas previas al nuevo Estudio de Impacto Ambiental del recrecimiento de Yesa

2003010808 yesa.jpg

La Asociación Río Aragón ha solicitado “la suspensión inmediata de cualquier obra pues este nuevo proyecto de recrecimiento de Yesa no tiene formulada la Declaración de Impacto Ambiental. Debe iniciarse de nuevo el procedimiento de evaluación ambiental que se pretendía poner en marcha”. “En esta primera ronda de consultas sobre la nueva DIA de Yesa, el ministerio nos ha enviado documentación contradictoria- señala Río Aragón- y debe aclarar si estamos ante un Modificado del Proyecto de Recrecimiento del Embalse de Yesa o ante un nuevo Proyecto. Por tanto, solicitamos que se deje sin valor ni efecto alguno el presente trámite de consultas”.

Además, prosigue la asociación, “la documentación que se nos ha remitido presenta carencias importantes y no detalla objetivos y su falta de concreción impide valorar correctamente el asunto del que estamos tratando. No se ha justificado suficientemente la necesidad del proyecto pues no se dice cuántas hectáreas se van a regar ni sus dotaciones. Tampoco cuánta agua se trasvasará para el abastecimiento a Zaragoza y su entorno. En todo caso, el abastecimiento a la capital aragonesa ya no puede ser objetivo del recrecimiento pues para eso se ha construido el embalse de La Loteta”.

“Se debe incluir una completa evaluación de los riesgos geológicos, sísmicos, de estabilidad y permeabilidad de las laderas. No debería presentarse el proyecto a información pública hasta que no se hayan concluido estos estudios recientemente contratados por el ministerio. “No contempla el estudio de alternativas. Sin embargo, existen alternativas al recrecimiento como la regulación en tránsito en Bardenas, propuesta en 2004 por la Fundación Nueva Cultura del Agua. Se debe preservar a toda costa el Camino de Santiago, Patrimonio Mundial de la UNESCO”, señala Río Aragón.

“La abundante legislación ambiental aprobada recientemente conducirá inevitablemente, de cumplirse la ley, al descarte del recrecimiento de Yesa, pues junto con la legislación de protección del Patrimonio Cultural, impiden que se lleve adelante este dislate contra el Patrimonio Natural y Cultural. Por todo ello, solicitamos que se inicie de nuevo el procedimiento de evaluación ambiental que se pretendía poner en marcha. También solicitamos la suspensión inmediata de cualquier obra por que este nuevo proyecto no tiene formulada la Declaración de Impacto Ambiental, según el artículo 22 del Real Decreto Legislativo 1/2008”, concluye Río Aragón.

 

La asociación Río Aragón agradece el apoyo de las asociaciones de Amigos del Camino de Santiago de toda España, la Asociación Cultural Sancho Ramírez de Jaca y la Asociación de Acción para la Defensa del Patrimonio Aragonés (APUDEPA), que se han unido a “nuestra lucha en defensa del Camino de Santiago y contra la construcción de este injusto proyecto”.

Comentarios