Cambio de ciclo

José Luis Rodrigo

Cuatro nevadas y, según nos han contado desde Aramon, la mejor temporada en número de esquiadores de la historia de la nieve de Aragón. En el conjunto de las cinco estaciones del grupo, el número de usos, esta situado en torno al millón trescientos mil esquiadores. Si sumamos los fondistas de Llanos del Hospital, Candanchú-Le Somport y los de alpino de Candanchú y Astún, la cifra, no oficial, que podemos fijar en el casillero de la temporada esta rondando el millón ochocientos mil usos.

Ha sido una temporada muy corta, de 115 días. Empezó para las navidades y ha terminado con la Semana Santa, este año en marzo. Hay que descontar los 7 días de cierre total por mal tiempo y los 4 de cierre parcial. Se perdió el puente de la Constitución-Inmaculada y parte de la Semana Santa.

En el conjunto de la nieve de España la temporada ha sido muy desigual. Catastrófica en el Cantábrico, normal en Sierra Nevada y buena en el Pirineo Catalán y Aragonés. Baqueira aumenta esquiadores con relación a la temporada pasada con 600.000 usos pero se queda por debajo de otros años en los que llegaba a 800.000.

Con estos datos, sin lugar a dudas, la estrella de la temporada ha sido Formigal que se ha puesto de moda en toda España. Sus 137 km y sus cuatro valles con unas modernas instalaciones se han puesto al nivel de Baqueira y Sierra Nevada y esto se ha notado con un salto importante de usos. Formigal ha terminado rozando los 550.000 esquiadores.

Todas las cifras hablan de esquiadores . Pero hay que acordarse de que la nieve son las estaciones, las tiendas de deportes, los restaurantes, gasolineras, supermercados, alquileres, apartamentos, estancias en hoteles... y una larga lista de agentes económicos relacionados con el sector que lo han pasado muy mal durante todo el invierno.

Esta claro que hay un cambio de ciclo para Aramón y que sus noticias han dado un giro de lo negativo de estos últimos años a lo positivo. Se habla ya de diálogo en Cerler tras las sentencias, Candanchú y Eduardo Roldán han empezado un noviazgo con Aramón que puede terminar en boda, en Panticosa se habla de una remodelación de la estación, Formigal se ha consolidado en la élite del esquí, Astún ya ve la luz con sus planes de futuro, los esquiadores han respondido a la oferta aragonesa y la facturación final del grupo Aramon en esta temporada va a ser buena (previsión de 35 millones de euros).

El optimismo reina entre los máximos responsables del grupo.Ahora queda atar bien todo el tema urbanístico para no “marbellizar” los terrenos a pie de pistas y diseñar un nuevo plan estratégico con todos los agentes implicados que permita tener claro que pueden venir años sin nieve y hay que estar preparados para ello.

Comentarios