Tráfico establece un dispositivo especial para el Puente del 1 de Mayo

2004040404tráfico.jpg

Hasta las 24 horas del domingo 4 de mayo, la Dirección General de Tráfico está desarrollando una operación especial para dar servicio al desplazamiento de vehículos durante este puente festivo. En la provincia de Huesca se espera el paso de unos 300.000 vehículos ya que se trata de cuatro días intensos y además pueden estar acompañados de buenas condiciones climáticas. A ello hay que añadir las romerías por lo que habrá muchos desplazamientos cortos, que suelen ser los más problemáticos también.

Según la Jefatura Provincial de Tráfico, la mayoría de la circulación será con destino a puntos de segunda residencia o a la costa puesto que al estar cerradas ya las estaciones de esquí disminuirá el transito por la zona norte, aunque se puede producir una circulación más densa de lo habitual. La recomedación sigue siendo la misma en estas ocasiones con especial atención a la velocidad que suele ser una de las causas principales en la accidentalidad.

El viernes, día 2 de mayo, es festivo en Madrid por lo que este puente tendrá un especial seguimiento en esta Comunidad. En este periodo de tiempo, se prevé que se realicen en toda España unos 6.650.000 desplazamientos de largo recorrido en automóvil, con viajes principalmente desde los grandes núcleos urbanos, afectando el tránsito de vehículos sobre todo desde el interior a las zonas costeras del Mediterráneo y del sur de la Península.

En el mismo puente de 2007, se produjeron 33 accidentes en los que fallecieron 42 personas y otras 43 resultaron heridas de gravedad. En el Alto Aragón no hubo que lamentar ningún fallecido y no se produjeron accidentes de excesiva gravedad.

Los viajes se realizarán, tanto en la salida como en el retorno, con una importante concentración en el tiempo al tratarse de un corto periodo de tiempo, de jueves a domingo. Es precisamente aquí donde se esperan los mayores problemas en la N-240 y en la bajada del Pirineo. A diferencia de Semana Santa, en que al tratarse de un periodo más largo de tiempo y con diversidad en los días festivos en las diferentes comunidades, facilita el escalonamiento de los viajes.

El dispositivo cuenta con la participación de todos los efectivos de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil, 8.900 agentes (600 más que el año pasado) que estarán de servicio, junto con más de 400 funcionarios y personal técnico especializado que atienden labores de supervisión, regulación e información en los distintos centros de Gestión del Tráfico. Estos Centros situados en Madrid, Valencia, Málaga, Sevilla, Zaragoza, Valladolid y A Coruña disponen de un circuito cerrado con 1.121 cámaras de televisión, 2.075 estaciones de toma de datos y 1.711 paneles de mensaje variable instalados en las carreteras y 18 helicópteros que actúan en misiones de vigilancia con una cobertura casi absoluta de la red vial.

Comentarios