Tres pescadores altoaragoneses participan con Aragón en el Campeonato de España de Salmónidos Mosca

Tres pescadores altoaragoneses (Fernando Hospital, Eduardo Redol y Carlos Cuenca) y cinco turolenses (“Pepeís”, Del Valle, Royuela, Iglesias y Blasco), componen el seleccionado aragonés que este fin de semana se trasladan a las localidades de Jerte y Cabezuela del Valle en Cáceres para disputar el XIX Campeonato de España de Selecciones Autonómicas de Pesca de Salmónidos Mosca categoría Absoluta. Los cotos donde se realizará el Campeonato son los de Verter y Cabezuela en el río Jerte. Participan un total de 80 deportistas y catorce comunidades autónomas.

El Seleccionado aragonés se traslada a Jerte con la máxima aspiración, con la ilusión de conseguir alguna medalla ya sea a nivel individual o por equipos o al menos conseguir que algunos de sus componentes alcancen una de las seis plazas que hay para el ascenso a la alta competición de la Federación Española de Pesca y Casting.

La empresa no resultará fácil pues el nivel de esta competición es altísimo en esta modalidad pues se da la circunstancia que participan la casi totalidad de los treinta deportistas de la alta competición española, en la que en estos momentos solamente esta un aragonés el turolense José Israel Gracia mas conocido por “Pepeís”. A pesar de ello el equipo de Aragón es de un gran nivel y hay que confiar en su técnica y competitividad y desear que les acompañe la suerte que otras veces les ha resultado esquiva como el pasado año y que en este deporte es primordial.

El Río Jerte a su paso por los términos de Jerte y Cabezuela del Valle tiene las siguientes especies piscícolas en sus aguas: Trucha Común y de repoblación (Centroeuropea) y en los tramos bajos, barbo, boga y calandino. Cada participante pescará cuatro mangas, cada una de ellas en distinto sector y a distintas horas. El orden de las horas en que lo hará cada uno se fijará en los sorteos.

Para el Campeonato, el Comité Técnico Nacional, de acuerdo con la Federación Autonómica donde se celebra, ha fijado en 19 centímetros la medida mínima de las capturas válidas, medidas en toda su longitud. (Desde la punta del hocico hasta la punta de la cola). Los cebos autorizados son las diferentes clases de moscas 8ahogada, seca, ninfa y strimer) con un máximo de dos y sin arponcillo. Las pruebas tendrán una duración de dos horas.

Esta modalidad y sistema de competición resulta muy dura para los deportistas y de un gran desgaste físico durante los dos días que dura la misma. Desde las 8 de la mañana que se da la salida hacia los puestos de pesca en los cotos hasta las 20 horas que termina la competición son doce horas que prácticamente no se sale de los escenarios de pesca excepto una hora y media que se emplea en la comida y de descanso y cambio de escenario.

Desde la Federación Aragonesa se espera que los deportistas tengan suerte en un río y escenario en que según se hayan efectuado las repoblaciones y el reparto de las truchas por los tramos, los puestos que les toque pescar van a ser decisivos para la clasificación final del campeonato.

Comentarios