Más subvenciones para la reindustrialización de Monzón

La Dirección General de Desarrollo Industrial del Ministerio de Industria, Comercio y Turismo ha aprobado recientemente la concesión de tres préstamos de condiciones ventajosas a otras tantas empresas de Monzón, por un montante total de 2,7 millones de euros, dentro de la convocatoria del Programa de Ayudas a la Reindustrialización 2008-2013.

Esta cantidad se suma a los 5,4 millones de euros anunciados por el titular de esa Dirección, Jesús Candil, en la visita que hizo a la ciudad el pasado mes de febrero.

En la reunión que mantuvo con los agentes sociales, Candil explicba que Monzón y el Cinca Medio habían sido catalogados por el Ministerio como zona preferente a la hora de la concesión de subvenciones para contrarrestar la crisis de Ercros. Los créditos reembolsables se conceden al cero por ciento de interés y un máximo de 15 años para la amortización, con cinco de carencia.

La resolución de la Dirección General redistribuye los fondos nuevamente disponibles por diferentes causas (por ejemplo: la renuncia de los primeros beneficiados o la no presentación de la documentación exigida por el Ministerio). Las tres empresas asentadas en Monzón que disfrutarán de los nuevos préstamos blandos son: Griño con una subvención de 1,8 millones de euros para el proyecto de instalación de una planta de tratamiento de residuos, Ros Alguer con 600.000 euros para la ampliación de las instalaciones de mecanizado y montaje de luminarias de alumbrado público y Combunet con 300.000 euros para una planta de extracción de aceite de colza y girasol integrada en la de producción de biodiésel.

El alcalde, Fernando Heras, ha indicado al conocer la noticia que este nuevo espaldarazo del Ministerio de Industria refleja dos cosas. Por un lado, el compromiso de la Administración central con Monzón y el Cinca Medio, territorio en el que se volcó desde el primer momento para paliar la crisis de la química Ercros y por otro, el excelente trabajo que realizan las administraciones y los agentes sociales al unísono, cuando las circunstancias exigieron reaccionar con rapidez para hacer frente a la amenaza de cierre de la vieja Monsanto, sabiendo sacar ventaja de una situación desfavorable, y saliendo reforzados, para afrontar los vaivenes económicos del futuro.

Cabe recordar los otros proyectos que ya contaban con subvención;

Hidro Nitro para la construcción de un horno de ferromanganeso con una inversión de 8,8 millones de euros y préstamo de 1,8 millones.

Metalogenia para su asentamiento de esta industria con una inversión de 6,1 millones de euros y préstamo de 1,5 millones.

Carburos del Cinca para el proyecto de ampliación. Inversión de 1,5 millones de euros y préstamo de 400.000.

La compra de la Nave de Meflur. Préstamo al Ayuntamiento de un millón de euros sin intereses, con cinco años de carencia y diez de amortización.

Urbanización de la Armentera. Cheque de 320.000 euros a fondo perdido para la fase de redacción de los proyectos de los sistemas generales y adquisición de terrrenos (vial central, colector y conducciones de agua y electricidad).

La construcción en el Polígono de Paúles de un centro de formación de mano de obra cualificada por la Federación de Empresarios del Metal de Huesca. Inversión de 500.000 euros, ayuda a fondo perdido de 100.000 euros y préstamo sin intereses de 136.000.

Y la apertura por Ceos-Cepyme Cinca Medio de una Oficina Técnica para informar y asesorar a los empresarios. Inversión de 58.900 euros y ayuda a fondo perdido de 29.450.

Comentarios