Numerosas obras en el interior de la Catedral de Huesca

20021207catedral.jpg

La Seo oscense está siendo objeto de un buen número de trabajos en las últimas semanas, con el fin de corregir algunos defectos que habían ido apareciendo en los últimos tiempos. En la pequeña cúpula, que se encuentra sobre la capilla del Santo Cristo de los Milagros, se han repuesto toda una serie de chapas que cubrían el exterior y que se habían ido sltando. El gasto de esta obra ha ascendido a casi 6.000 euros. Ahora, un andamio cubre el interior de esta capilla, para poder cambiar los cristales de la linterna, que están completamente rotos.

También se está trabajando en la capilla de San Jerónimo, para arreglar el techo, de donde caían pequeños cascotes o trocitos de pintura.

En la capilla del Pópulo, donde se encuentra enterrado don Javier Osés, se han construido otras tres tumbas para Obispos, así como un pequeño osario, en el que depositar los huesos que van saliendo conforme se van haciendo obras en la catedral.

Pero los trabajos no acaban ahí. Está previsto que en estos días se comience a restaurar las dos vidrieras del Crucero, que datan del siglo XVI, obra de Valdivielso. Para ello, se han dispuesto unos enormes andamios en la calle Palacio. Y en breve, en la puerta del templo que da a esta calle, la Puerta Sur, se pondrá una verja con el fin de evitar que se pueda seguir tirando basura, como ocurre habitualmente, o incluso se utilice como urinario. Ésta es una puerta de traza gótica, que forma un atrio cubierto por bóveda de crucería y que, habitualmente no se abre al público.

Además, también se ha comenzado a trabajar en lo que es el Salón del Tanto Monta. Más que trabajos de restauración, lo que se ha empezado a hacer es comprobar el estado de todo el artesonado, para saber qué fragmentos son originales y cuáles no. Grandes andamios cubren la sala, para poder hacer una plataforma desde la que trabajar, en una actividad que se desarrollará, al menos, durante seis meses, para posteriormente redactar el proyecto de restauración.

Comentarios