Indignación en Huesca por el incumplimiento de Eusebio Lázaro

2005041111 mildred.JPG

Del desánimo se ha pasado a la indignación en Huesca ya que sigue sin tenerse constancia de que el empresario madrileño Eusebio Lázaro haya consignado el pago del 10% de la oferta que presentó para adquirir Mildred como una unidad productiva. Sindicatos y Gobierno de Aragón son partidarios de reclamar al empresario daños y perjuicios por la situación que ha creado.

Nadie ahorra ya críticas respecto a la actitud de Lázaro, cuya oferta había abierto un rayo de esperanza a la difícil situación de la factoría. Tras la presentación de la oferta la Jueza del caso fijó un plazo para que hiciera efectivo el primer plazo, el cual ascendía a 1,2 millones de euros.

Lázaro no hizo efectivo ese dinero en el momento indicado por la juez, señalando que prefería realizar una única consignación con el montante total de la oferta, sin embargo, el pago de esos 12 millones de euros nunca llegó.

Pasaron los meses y la jueza, atendiendo a los informes de los administradores concursales, trasladó un ultimátum a Lázaro por el que antes de las 15 horas del pasado viernes debía hacer efectivo el pago de, al menos, 1,2 millones de euros o, en su defecto, aportar documentación que acreditara la viabilidad de la operación financiera.

Hasta las dos del viernes el pago no se había realizado y no hay noticias del empresario, hasta el punto que Arturo Aliaga, el Consejero de Industria, ha explicado que hace cuatro días que no puede hablar con él a pesar de que lo ha intentado en varias ocasiones.

La indignación se puede decir que es el sentimiento más generalizado en estos momentos en el Altoaragón. El Gobierno de Aragón y los sindicatos son partidarios de exigir a Lázaro responsabilidades por haber hecho una oferta que no ha cumplido.

En el Gobierno de Aragón, no obstante, se intenta buscar una explicación para la actitud de Lázaro, un empresario de reconocida solvencia que hace una oferta por una fábrica que luego no cubre. Al respecto Lázaro ha expresado en más de una ocasión los problemas existentes para cerrar la operación con el resto de socios del proyecto, las dificultades para desarrollar una flota logística de distribución del producto y también las dificultades para financiar la operación debido a al situación del mercado bancario.

Comentarios