El Presidente de Aragón ha recibido a la delegada del Gobierno para el Plan Nacional sobre Drogas

El Presidente de Aragón, Marcelino Iglesias, acompañado por la consejera de Salud y Consumo, Luisa María Noeno, ha recibido a la delegada del Gobierno para el Plan Nacional sobre Drogas, Carmen Moya, en representación de la Comisión Interautonómica del Plan Nacional sobre Drogas que se ha reunido en Zaragoza. En el encuentro se ha abordado el trabajo sobre el primer borrador de la nueva Estrategia Nacional sobre drogas 2009-2016. Este plan se enlaza con el que dio comienzo en 2000 y finaliza este año.

 

El objetivo fundamental de este Plan es definir una adecuada estrategia que permita avanzar en la reducción de los problemas asociados a los consumos de drogas en el contexto de una sociedad avanzada. La prevención persigue, de un lado, sensibilizar y movilizar a la sociedad para generar una cultura de rechazo a las drogas mediante el fomento de sus propios valores y recursos; y, de otro, informar y educar a los ciudadanos, especialmente niños y jóvenes, para que desarrollen estilos de vida positivos, saludables y autónomos.

 

En el ámbito europeo, España, junto con Reino Unido y Portugal, son los únicos países que están desarrollando políticas globales en este campo, con sistemas de información bien establecidos y con evaluación de las intervenciones que se llevan a cabo. De esta forma, la experiencia de colaboración interautonómica que plantea el Plan Nacional es una de las más relevantes aportaciones de España en el contexto europeo y facilita el intercambio de información sobre buenas prácticas y modelos de intervención entre las administraciones autonómicas y locales.

 

En Aragón, además, este año también finaliza el desarrollo del Plan Autonómico sobre drogodependencias y otras adicciones, cuya experiencia, junto con las propuestas que se están definiendo para editar un nuevo plan aragonés, serán aportadas para la elaboración de la estrategia nacional, de tal forma que ambas puedan desarrollarse acompasadamente.

 

Las actividades de prevención de drogodependencias que se llevan a cabo desde el Departamento de Salud y Consumo tienen como objetivo la disminución de la demanda en general, la elevación de la edad de inicio en los consumos, la disminución de los usos problemáticos de drogas legales e ilegales, la reducción de riesgos asociados a los consumos y la prestación de asistencia a personas drogodependientes con el objetivo de su deshabituación. Y todo bajo la consideración de que el problema de las drogodependencias es una responsabilidad social y no sólo individual, y en ella adquiere especial relevancia la labor preventiva y el enfoque educativo insistiendo en la integración adecuada de la educación para la salud en todos los ámbitos educativos de la comunidad.

 

En el Plan Autonómico participan, además del Gobierno de Aragón a través de los Departamentos de Salud y Consumo y de Educación, otras entidades como ayuntamientos, comarcas y organismos no gubernamentales.

 

 

Ligera disminución del consumo

 

Los últimos datos del Observatorio español de drogodependencias revelan que, por primera vez, en 2006 se ha invertido la tendencia creciente de consumo de drogas entre la población de 14 a 18 años, disminuyendo con respecto a la encuesta anterior en relación con todas las sustancias, legales e ilegales.

 

De esta encuesta escolar sobre el consumo de drogas destacan como conclusiones que el tabaco y el alcohol son el principal problema, que ha aumentado la percepción del riesgo y la implicación familiar, que hay que promover la responsabilidad social y pública ante el fenómeno de las drogas así como seguir trabajando para reducir el interés de los jóvenes y la tolerancia social ante ellas, que es necesario controlar la promoción de la oferta y que hay que mantener los programas educativos sobre habilidades para la vida en infancia y adolescencia.

 

En este ámbito educativo, dentro del área de Promoción y Educación para la Salud, la Dirección General de Salud Pública tiene en marcha varios proyectos, como el “SÍGUEMESINDROGAS.COM". Se trata de una campaña de prevención que tiene por canal de comunicación el teléfono móvil para divulgar los riesgos del consumo abusivo de alcohol, tabaco, cannabis y cocaína durante el tiempo de ocio entre los jóvenes entre 16 y 30 años.

 

Dirigido a alumnos de Educación Secundaria Obligatoria viene desarrollándose el programa ÓRDAGO, encaminado a hacer a los alumnos más competente socialmente, capaces de comprender los factores que influyen en su vida, en su salud y de elegir libremente aquello que responde a sus necesidades.

 

Para alumnos de Primaria está el programa La Aventura de la Vida, que persigue que los niños adquieran habilidades para la vida y que se promocionen los estilos de vida saludables y la educación en valores y para la convivencia. Para ello utiliza las historias de un grupo de personajes infantiles.

 

Dentro de los programas de Promoción y Educación para la Salud también se enmarca Cine y Salud , una propuesta de trabajo en el aula que persigue fomentar valores, actitudes y hábitos para mejorar el nivel de salud del alumnado y la comunidad educativa así como adquirir informaciones para modificar conductas no saludables y reforzar las que sí lo son, promover una mirada crítica hacia el entorno y facilitar la alfabetización audiovisual. Y todo ello usando como herramienta el cine, tanto creándolo como estudiándolo. Este programa ha cumplido ya su sexta edición con el 76,47% de los centros de Educación Secundaria de Aragón adscritos y habiendo cosechado un alto nivel de satisfacción entre educadores y estudiantes.

 

A nivel estatal, el Plan Nacional sobre Drogas tiene acciones destinadas a escolares como el concurso "El Secreto de la Buena Vida", dirigido a centros educativos de Educación Primaria, y, especialmente, a alumnos y alumnas de 5º y 6º curso de la ESO. Con esta iniciativa se pretende dotar a los chicos y chicas de un instrumento lúdico y educativo sobre prevención de las drogodependencias. Además, con el concurso también se busca hacer llegar a los centros educativos la amplia oferta de programas escolares de prevención de los Planes Autonómicos de Drogas.

Comentarios