A buen ritmo, las obras necesarias para la reapertura del Canfranc

Tras la reunión mantenida entre el presidente de Aragón, Marcelino Iglesias, y el de la región francesa de Aquitania, Alain Rousset, se comprueba que ambas regiones están trabajando para conseguir la reapertura del Canfranc. Del 1 al 3 de octubre tendrá lugar la Conferencia de Regiones Marítimas y Periféricas de la Unión Europea en Bayona, donde se abordará el tema "Cohesión y transporte". Posteriormente, habrá una cumbre bilateral entre Aquitania y Aragón para abordar el asunto de las comunicaciones transfronterizas.

Ambos gobiernos regionales trabajan en la mejora de la línea del Canfranc a ambos lados. El presidente aragonés, Marcelino Iglesias, ha señalado que defenderá la posición aragonesa en la conferencia de Bayona, centrada en la próxima reapertura del paso ferroviario internacional de Canfranc y ha resaltado su carácter complementario con la travesía ferroviaria por el Pirineo francés.

Iglesias, además, insiste en la mejora que se está realizando en la lína férrea en la parte aragonesa. En su opinión, se está trabajando hacia el norte. Se está invirtiendo en un tramo de 30 kilómetros de Caldearenas a Jaca y también en la estación internacional. Entre ambos trabajos se llevan invertidos unos 70 millones de euros.

Alain Rousset ha recordado que su gobierno, en cuanto a la comunicación ferroviaria, apuesta por la línea del Canfranc, y señalaba los los trabajos de mejora que se están realizando en unos 25 kilómetros de la zona de Bedous, que van a buen ritmo. Estos trabajos podrían estar acabados en el entorno de 2010.

Además, el presidente de Aquitania daba la fecha de 2015 como la más probable para que los trabajos estén finalizados con la construcción, además, de un túnel ferroviario internacional.

Por su parte, el presidente aragonés, Marcelino Iglesias insiste en la mejora que se está realizando también en la lína férrea en la parte aragonesa. En su ipinión, se está trabajando hacia el norte. Se está invirtiendo en un tramo de 30 kilómetros de Caldearenas a Jaca y también en la estación internacional. Entre ambos trabajos se llevan invertidos unos 70 millones de euros.

Respecto a la carretera RN-134, al otro lado del Somport, desde el Gobierno de Aragón no son partidaros de que las mercancías peligrosas paguen una tasa, como se propone desde Aquitania.

Marcelino Iglesias también aseguraba que la travesía central pirenaica es compatible con el Canfranc, aunque recordaba que es un proyecto a más largo plazo.

Tras la reunión que ambos representantes han mantenido en el Pignatelli, Marcelino Iglesias ha señalado que en ambas reuniones se tratarán “las dificultades que los dos territorios encontramos para atravesar los Pirineos” y que se abordará muy especialmente la línea del Canfranc. Sobre el estado de la línea internacional, el Presidente de Aragón ha destacado que “la inversión en la parte española asciende a más de 70 millones de euros. La variante de Huesca está terminada, han comenzado los trabajos de reforma y acondicionamiento en el tramo entre Caldearenas y Jaca y seguimos trabajando en la rehabilitación de la Estación de Canfranc”.

Por su parte, Alain Rousset ha destacado que "Nosotros hemos impulsado el proyecto en Francia y, a pesar de que sea responsabilidad del Estado, si la región de Aquitania no hubiera ayudado a cofinanciar la línea entre Pau y Oloron y entre Oloron y Bédous, el proyecto no hubiera avanzado”.

 

En otro orden de cosas, los Presidentes han hablado en su reunión de las comunicaciones por carretera, de titulaciones universitarias y de las relaciones con los sindicatos en el desarrollo socio-económico de sus territorios.

Comentarios