El Fandi, por la puerta grande en Barbastro

Fandi

De lo poco que se puede salvar de la corrida de toros celebrada en el coso taurino barbastrense son las ganas de agradar del torero granadino que con su espectacularidad en banderillas consiguió ganarse al público de Barbastro y cortó tres orejas. Sus compañeros de terna no tuvieron tanta suerte e incluso Javier Conde, que sustituía al lesionado Finito de Córdoba, salió entre los pitos de los aficionados. Salvador Vega tampoco tuvo su día. Ambos se fueron de vacío.

Una de las claves de que no fuera una tarde triunfo, de la que se esperaba mucho más, la tuvieron los toros y es que la ganadería del Ventorrillo no estuvo a la altura con seis toros mansotes y escasos de fuerza y en algún caso con una embestida que resultaba peligrosa. Inéditos en el caballo.

Javier Conde, pitos y silencio tras un aviso con bronca final. David Fandila “El Fandi”, oreja y dos orejas, saliendo por la puerta grande, y Salvador Vega silencio y silencio.

Javier Conde no se encontró a gusto en ningún momento con sus dos toros por lo que no estuvo en ningún momento por la labor. Además estuvo rematadamente mal con la espada e incluso recibió un aviso en su segundo. Al final los espectadores le despidieron con pitos.

El Fandi volvió a demostrar que con las banderillas se mete al público en el bolsillo en cualquier plaza y Barbastro no fue una excepción. En el primero cortó un apéndice tras una estocada entera y algo caída y en el segundo mató en su segundo intento con un bajonazo y se llevó las dos orejas de un toro con pocas condiciones.

No tuvo nada de suerte con su lote Salvador Vega que le puso voluntad. No está pasando por su mejor momento y además también está fallón con el acero por lo que sus faenas se diluyen en nada.

Se esperaba más de una tarde que alegró El Fandi y que deslucieron los toros con una buena entrada con tres cuartos en los tendidos y un público que disfrutó de una corrida de toros en el día grande de las fiestas de Barbastro.

Comentarios