Belloch renuncia al relevo de Iglesias y Elboj cree que "la carrera política de Marcelino no acaba aquí"

Las principales autoridades de la provincia de Huesca respetan la decisión de Marcelino Iglesias de no presentarse a la reelección como presidente de la Comunidad Autónoma en el año 2011. Y valoran el papel desempeñado durante los años de gobierno en el Ejecutivo aragonés.El alcalde de Zaragoza, Juan Alberto Belloch, se mostraba sorprendido por el anuncio de Iglesias, del que dice que es el mejor candidato posible para volver a presidir Aragón. Además, Belloch se autoexcluye de las quinielas para suceder a Marcelino Iglesias.Las quinielas para el sucesor/a ya se han puesto en marcha y son varios nombres, algunos de ellos Altoaragoneses los que estan en la lista.

Audio sin título

Los líderes políticos, los sindicatos y los empresarios han recibido con sorpresa la decisión del presidente de Aragón, Marcelino Iglesias, de no presentarse a la reelección en los comicios autonómicos de 2011, aunque seguirá trabajando por la Comunidad hasta que proceda designar a otro candidato.

El alcalde de Huesca, Fernando Elboj, incide en la importancia que ha tenido Iglesias como presidente de Aragón; y deja caer que la trayectoria política del líder socialista no acaba allí.

El presidente de la Diputación Provincial, Antonio Cosculluela, habla de "capacidad política y de estabilidad lograda en Aragón, lo que ha permitido desarrollar importantes acciones para Aragón, con efectos presentes y futuros".

MÁS REACCIONES

El vicesecretario del Partido Socialista, José Blanco, apunta que ahora es el momento de trabajar por los aragoneses, de acuerdo con el compromiso adquirido. Dice que cuando toque ya se abordará la elección del mejor candidato.

Tras la reunión de la Comisión Ejecutiva Federal, Blanco se ha referido en conferencia de prensa al anuncio hecho este fin de semana por el presidente del gobierno aragonés de no presentarse a la reelección en los comicios de 2011.

A juicio de Blanco, Marcelino Iglesias es un "magnífico dirigente del PSOE y un magnífico presidente", ratificado "en algunas ocasiones por los ciudadanos", que ha comunicado ahora una decisión que ya "conocía la dirección del partido".

En cualquier caso, Blanco ha asegurado que los socialistas aragoneses "afrontarán cuando toque la elección del mejor candidato", ya que "ahora no es el momento".

"Ahora es el momento de trabajar por Aragón, y ese es el compromiso de Iglesias, seguir trabajando por Aragón hasta que se proceda a designar candidato para las elecciones de 2011", ha precisado Blanco.

PARTIDO ARAGONÉS

El presidente del Partido Aragonés y vicepresidente del Ejecutivo autónomo, José Ángel Biel, reconoce que no conocía la noticia hasta que se ha hecho pública. Añade que no está sorprendido, porque sabía que algo iba a ocurrir (no sabía el qué pero sí que iba a haber algo).

PARTIDO POPULAR

El presidente del Partido Popular en la provincia de Huesca, Antonio Torres, se muestra más crítico apuntando que el Gobierno aragonés "ha adolecido de poco empuje político"; añade que espera que "esta noticia no suponga paralizar proyectos para Aragón".

Por su parte, Luisa Fernanda Rudi, en la presentación formal de su candidatura a presidir el PP de Aragón en el congreso regional que celebrará esta formación en el mes de noviembre, no ha querido valorar la renuncia de Iglesias, que ha enmarcado en el ámbito de las "decisiones personales".

CÁMARA DE COMERCIO

El presidente de la Cámara de Comercio e Industria de Huesca, Manuel Rodríguez Chesa, respeta la decisión pero, además, recuerda que estamos en 2008 (y no en 2011), por lo que hay que vivir el día a día social y económico de esta Comunidad Autónoma.

El secretario general de UGT-Aragón, Julián Lóriz, ha mostrado a Efe asimismo su sorpresa y ha insistido, en cuanto a la posibilidad de que abandone el cargo antes de que acabe la legislatura, en que lo que Aragón necesita es que "el Gobierno gobierne y que todos estemos en nuestro sitio", para hacer frente a una coyuntura con un diagnóstico y con propuestas precisos.

Julián Buey, secretario general de CCOO, ha estimado que la decisión es "absolutamente respetable desde el punto vista personal", aunque a su juicio suscita "cierta inquietud" porque no es "muy razonable" hacer este anuncio con tanta antelación y en una situación de crisis económica cuando lo que se debe es generar una sensación de alternativas económicas y sociales y de estabilidad política.

Comentarios