El PAR demanda un tren entre Huesca y Barcelona y rechaza la supresión del servicio ferroviario en el medio rural

La comisión permanente del Comité local de Huesca del Partido Aragonés (PAR) ha acordado apoyar con firmeza “la reivindicación unánime expresada por las instituciones, partidos y agentes sociales aragoneses contra la supresión de servicios ferroviarios en el medio rural”, al tiempo que ha reclamado que “en todo caso, existan compensaciones y se programen nuevos servicios ante la decisión de desviar trenes de largo recorrido por la línea de alta velocidad Madrid-Zaragoza-Lérida-Barcelona”. Así ha sido en síntesis acordado esta misma semana por las Cortes de Aragón y la Diputación de Huesca, entre otras instituciones.

La comisión señala en concreto que el establecimiento de un servicio directo de Huesca a Barcelona “ya era una necesidad urgente y una demanda social ampliamente compartida, como se demostró con la aprobación unánime del Ayuntamiento oscense a una iniciativa del PAR en ese sentido, pero se refuerza mucho más ahora e incluso cabría plantearla en ese marco de las alternativas a la eliminación de servicios, tras la supresión del Talgo desde Tardienta a Barcelona, que constituía la comunicación ferroviaria más accesible a miles de altoaragoneses, para ese trayecto desde Huesca”. Este servicio, que ha dejado de funcionar el pasado día 15, era utilizado por muchos oscenses que desarrollan su actividad profesional, familiar, estudiantil, cultural… en Barcelona, y que ahora se ven obligados a desplazarse hasta Zaragoza para tomar el AVE o bien, a optar por otros medios de transporte.

La formación política confía en que las gestiones ya iniciadas por el Ayuntamiento ante el Ministerio de Fomento “culminen en el mínimo plazo posible para todas las cuestiones planteadas en la tantas veces difícil relación de esta ciudad con el ferrocarril. Entre ellas, se ha incluido la ampliación de vías en la estación intermodal de Huesca, necesaria para que pueda acoger dos convoyes AVE, de los que uno sería destinado al servicio directo a Barcelona y el primero de ellos, a la actual comunicación por alta velocidad con Madrid”.

Ya es posible el servicio directo Huesca-Barcelona

Sin embargo, la comisión permanente ha incidido en que “existen alternativas técnicas que hacen factible programar ya este nuevo servicio a Barcelona, sin que sea imprescindible esperar a esa ampliación de vías que, aún en el supuesto más favorable, requerirá un largo plazo de tramitación y ejecución”. Por ello, el PAR de Huesca recuerda que la alternativa más inmediata, “podría consistir en utilizar trenes de larga distancia, como las unidades de la serie 102, llamados Alvia, cuya longitud de 107 metros se acomoda a la actual vía 2 de la estación oscense. Estos trenes alcanzan la alta velocidad de 250 kilómetros por hora, por lo que el trayecto a Barcelona, siempre utilizando la red ferroviaria AVE, podría suponer en torno a 2 horas y 50 minutos”, un tiempo de viaje mucho más favorable que las otras posibilidades del transporte público en el presente.

El PAR oscense detalla que “el establecimiento de esta conexión directa entre Huesca y Barcelona -sin transbordos o esperas, de ida y vuelta en horarios adecuados-, se realizaría a través del trazado por Zaragoza, garantizando en todo momento su rentabilidad, beneficiando a la actividad socioeconómica de la capital altoaragonesa y aprovechando las ventajas de las vías AVE de Huesca a Zaragoza y a Lérida-Barcelona. Este aprovechamiento al máximo de las nuevas infraestructuras es imprescindible, pero en modo alguno puede condenar al tren convencional, tan importante para la vertebración del territorio”.

Comentarios