Vuelve el Aula de Cine al Campus de Huesca

Por segundo año consecutivo arrancan los ciclos del Aula de Cine en el Campus de Huesca con la intención de reflexionar sobre nuestro mundo, dar a conocer cinematografías u obras poco difundidas y completar la formación, o el ocio, de universitarios y oscenses. El primer ciclo comienza este miércoles 8 de octubre, a las 19:00 horas, con la proyección de “Desafío total” de Paul Verhoeven. En él se abordará esa otra crisis, la de la realidad, recrudecida con el con el crecimiento constante de ese mundo virtual que se sitúa en paralelo al nuestro tras la revolución digital.

El resto de lunes y miércoles laborables de octubre, siempre en la Facultad de Ciencias Humanas y de la Educación se irán sucediendo las siete películas de que consta, todas ellas contemporáneas -realizadas entre 1990 y 2002-. La película española “Abre los ojos”, de Alejandro Amenábar, la norteamericana “La cortina de humo” de Barry Levinson, “eXistenZ” de David Cronenberg, “Matrix” de Andy y Larry Wachowski y “S1m0ne” de Andrew Niccol, nos irán poniendo en situaciones en las que lo real es suplantado intencionadamente para ejercer un control sobre los demás o para ocultar lo que interesa a quienes tienen el poder. Nos adentraremos en el terreno de la manipulación de la realidad –siempre actual- y por tanto de las vidas de las personas; y en la frontera -siempre borrosa- entre lo virtual y lo real. Sin duda a través de estos filmes el espectador se acercará a la ciencia-ficción, pero también a situaciones que le traerán ecos de hechos reales no tan lejanos.

A lo largo del curso, siempre en lunes y miércoles, se irán sucediendo ciclos de cine mudo, revisiones del cine español o de la obra de guionistas que han quedado ocultos a la sombra de directores y actores; así como aproximaciones a filmografías de países poco representados en nuestras carteleras.

Por segundo año se abre pues todo un mundo, por medio del cine, al otro lado de la pantalla de la Facultad de Ciencias Humanas y de la Educación. Pero, tras este primer ciclo, quizá ya no sea tan fácil saber a qué lado de ella se encuentra lo real. Ni si es nuestra vida la que está siendo proyectada en una sala para el disfrute de extraños...

Comentarios