La SD Huesca afronta un duro calendario hasta Navidad

Partido Salamanca- SD huesca, oct 08

Aunque en 2ª División todos los partidos son complicados, hay equipos que por su historia y tradición pueden ser, a priori, más difíciles a la hora de medirse a ellos. El Huesca ha demostrado hasta el momento que es capaz de luchar cara a cara con cualquiera e incluso ninguno ha demostrado ser superior en el campo a los de Antonio Calderón.

El primer rival es este sábado en Madrid el Rayo Vallecano. Luego hay que recibir en el Alcoraz al Levante, visitar a la Real Sociedad, en casa de nuevo con Las Palmas, para cerrar el mes de noviembre. En diciembre llega el plato fuerte con el derbi ante el Real Zaragoza en La Romareda y los últimos partidos del año serán en casa con el Real Murcia y visita a Alicante para jugar contra el Hércules.

No hay tregua esta temporada y el Huesca lo sabe por lo que lo importante es poder mantener el nivel de juego exhibido que es la base del éxito de los 14 puntos sumados en las 10 jornadas disputadas.

Otro aspecto importante es que no haya lesiones y contratiempos graves ya que eso permite a Calderón disponer de todo el equipo para elegir el once y el sistema más competitivo.

De momento este sábado hay que visitar a un Rayo Vallecano que cuenta con una plantilla de grandes jugadores y aunque es un recién ascendido, está claro que la dificultad será máxima, contando que nadie ha ganado en Vallecas todavía en lo que llevamos de liga y solamente lo ha conseguido el Almería en Copa.

Otro añadido más es que los de Pepe Mel eliminaron al Huesca en la Copa del Rey y hay ciertas ganas de devolver la moneda en la liga. El equipo volvía a este martes a los entrenamientos en la Ciudad Deportiva y en principio se estará pendiente estos días de Edu Roldán, tras su accidente doméstico, y de Lluís Sastre que sigue con su proceso de recuperación de la lesión muscular que sufrió hace dos semanas.

Comentarios