El precio del aceite de oliva en origen desciende a 2,06 euros/kilo, el nivel más bajo desde hace cuatro años

La Unión de Agricultores y Ganaderos de Aragón, UAGA-COAG, manifiesta su gran preocupación por la situación actual del mercado del aceite, debido a la crisis de precios que se atraviesa en la actualidad, con cotizaciones en origen cada vez más bajas. De enero de 2008 a la actualidad, el precio del aceite de oliva en el campo ha descendido más del 21%, (enero 08, 2,60€/Kg). El precio medio de la semana pasada, según datos del Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural (MARM), se situaba en los 2,06 €/kg, el nivel más bajo desde diciembre de 2004 y absolutamente insuficiente para cubrir los costes de producción.

 

De esta manera las explotaciones olivareras, cuya rentabilidad económica depende básicamente de los mercados al no existir ningún instrumento de sostenimiento del precio en origen, se encuentran al límite y gran parte de ellas no podrán soportar esta situación de precios por debajo de los costes de producción. Además, a los bajos precios hay que sumar la espiral alcista que han experimentado los principales costes de producción en el último año: fertilizantes, fitosanitarios, carburantes, etc.., que pone en jaque la viabilidad de las explotaciones familiares.

 

A este respecto, Bernardo Funes, responsable del sector de olivar en la Comisión Ejecutiva de UAGA, ha señalado que “se está dando una situación de completo atropello de la industria y la gran distribución para empujar hacia abajo los precios en origen y situarlos por debajo del coste del agricultor”. Funes ha puntualizado que “este afán por intentar ganar mercados está provocando una dinámica diabólica para el sector en la que los agricultores hacemos cola para perder dinero ante la industria y la distribución”. En esta línea, UAGA-COAG se cuestiona si la actual transparencia de datos de la producción no actúa en contra de los propios agricultores, sobre todo cuando esa transparencia brilla por su ausencia en el sector del comercio.

 

La previsión de la cosecha de aceite de oliva para esta campaña 2008/09 es de 1.140.000 toneladas, un poco inferior a la cosecha de la última campaña (aproximadamente 1.236.000 Tm.). Por tanto, al no haber excedente de cosecha, UAGA denuncia que no es lógico el descalabro de precios en origen.

 

Asimismo, la organización observa con preocupación que los sistemas de producción tradicional están perdiendo competitividad frente a los nuevos sistemas de producción de otros países. Hay un crecimiento de la superficie olivarera muy tecnificada en todo el mundo que pone al olivar tradicional en serio peligro. En este sentido, UAGA-COAG señala que el sector debe aprovechar que España es líder mundial en producción para ser líder también en comercialización, pero con resultados palpables en la rentabilidad de las explotaciones olivareras. Por esa razón, la organización agraria considera imprescindible la participación del sector productor en el proceso de comercialización y en el valor añadido que genera la venta de su producto. En este sentido, el Gobierno debe definir un nuevo marco legislativo para la comercialización agroalimentaria que establezca claramente los márgenes comerciales aplicables.  

 

En Aragón, según el Anuario Estadístico Agrario de 2007, hay una superficie de olivar de 52.000 Has. Y la producción de aceite asciende a 10.465.000 Kgs.

Comentarios