Cerler sensibiliza a los esquiadores sobre el respeto al medio ambiente

La estación de esquí de Cerler, Grupo Aramón, está realizado una nueva acción de concienciación dirigida a los esquiadores, para potenciar el respeto y conservación del medio ambiente. Ahora, los esquiadores que disfruten del centro invernal, podrán informarse de cuestiones como cuánto tiempo cuesta que los residuos más comunes que se generan en la estación lleguen a desintegrarse, mediante los carteles que encontrarán bajo el lema “Cuidemos el medio ambiente, es cosa de todos”. Acciones tan simples como tirar las colillas en los ceniceros provistos para ello o los envoltorios en las papeleras, evitan que estos materiales permanezcan durante años en el medio natural.

Telesilla Ampriu, Debutantes Ampriu, Sarrau, Puentet o Rincón del Cielo, tienen como prioridad la concienciación e información a todos los esquiadores para preservar el medio natural. Para producir el menor impacto posible en el entorno, la estación de esquí de Cerler, Grupo Aramón, ha modernizado su sistema de innivación artificial, introduciendo desde hace cinco años, nuevos cañones que reducen el consumo de energía al 50% respecto de otros modelos y generan menos nivel de ruido. Asimismo, la estación cuenta con programas de gestión de residuos peligrosos como aceite, tóner, pilas o baterías.

El Grupo Aramón está comprometido con el desarrollo sostenible y el respeto por el medio ambiente, y cada temporada realiza acciones que lo promueven, en todos los centros invernales. Cerler, también organiza cada año la limpieza del entorno del Aneto, en unas jornadas con Montañeros de Aragón, en las que se recoge basuras que pudieran aparecer en la zona.

Panticosa, por su parte, ha instalado un nuevo sistema de contenedores soterrados en el que se dividen las basuras en residuos sólidos urbanos, papel y envases. Formigal, también ha implantado papeleras de separación de residuos distribuidas por toda la estación.

En Valdelinares se ha un creado un vivero en las proximidades de la estación, donde se mantienen mil ejemplares de una especie sensible, marras de sideritis, además de unos 2.500 pinos negros, cedidos por el vivero provincial.

Por otro lado, se realizan plantaciones anuales de árboles entre pinos, abedules y abetos, se llevan a cabo hidrosiembras que favorecen la revegetación y evitan la erosión del suelo y se utiliza la malla de coco para facilitar el crecimiento de hierba en las zonas con mayor pendientes.

Las acciones más importantes en materia medio ambiental llevadas a cabo esta temporada han supuesto una inversión en las estaciones del Grupo de casi 400.000 euros.

El holding de la nieve también colabora con la Universidad de Zaragoza en un proyecto de investigación del Departamento de Ciencia, Tecnología y Universidad del Gobierno de Aragón.

El trabajo lleva por título “Genética del paisaje y ecología de los pastos subalpinos pirenaicos (Festuca, Gramineae)”. Este proyecto pretende sacar conclusiones sobre la conservación de la biodiversidad y la restauración vegetal, con especies autóctonas.

Todas estas actuaciones están supervisadas por una consultora medioambiental externa, que hace el correspondiente seguimiento durante la ejecución de los trabajos.

Aramón considera esencial la concienciación sobre la protección del medio natural por parte de todos los usuarios del centro invernal como pieza clave en el desarrollo sostenible y la conservación de nuestro entorno.

Comentarios