Cataluña pone en marcha la “mesa del esquí”

La Generalitat de Cataluña y la Asociación Catalana de Estaciones de Montaña (ACEM) constituyeron han constituido la Mesa del Esquí, primer paso hacia la creación de un ente de coordinación entre el Gobierno catalán y el sector privado, derivado del Plan director de las estaciones de montaña 2006-2011.

La principal función de la Mesa será servir de lugar de encuentro estable entre la administración y el sector privado y está formada por representantes de las Consellerias de Política Territorial y Obras Públicas (DPTOP); el de Medio Ambiente y Vivienda; el de Innovación, Universidades y Empresa; el Institut Català de Finances (ICF) y las estaciones de esquí que integran ACEM.

La Mesa nace del Plan director de las estaciones de montaña que el Gobierno catalán aprobó en 2006 con el objetivo de dar apoyo al turismo invernal, dada su importancia como motor económico en las comarcas pirenaicas.

Las estaciones catalanas vienen reivindicando desde hace algún tiempo que se tome ejemplo de Aragón donde la DGA ha considerado el sector “blanco” como estratégico para la economía de los valles.

La puesta en marcha del grupo Aramon y los planes de futuro del sector que pasan por la incorporación de Candanchú al Holding, los acuerdos de la DGA con Astún y los proyectos de ampliación de Cerler, Javalambre y Valdelinares han empezado a preocupar a sectores como Sierra Nevada, Cataluña y Andorra.

Hay que recordar que Formigal se ha convertido en la estación de moda en España y se ha puesto por delante de Baqueira en número de usos de esquí durante las pasadas navidades. También cuenta este año la estación del valle de Tena con 137 km esquiables que hacen que sea el dominio más extenso de España.

Comentarios