Miles de peregrinos pasan por el camerín de la Virgen de la Alegría en Monzón

La ausencia de lluvias y el sol a ratos ha hecho que miles de montisonenses acudieran a la romería de la Virgen de la Alegría, este Lunes de Pascua, conocido también como el Día de la Alegría. Un año más la falda de la ermita se ha convertido en un manto de romeros que han disfrutado de la jornada festiva en la localidad .

El Día de la Alegría es una jornada muy especial para los montisonenses, que se entremezcla la devoción por la virgen con la jornada festiva, que este año tenía novedades como el Camino del Peregrino que ha sido todo un éxito ya que se han terminado con las existencias preparadas. Había cuatro paradas en las que había que sellar el tiket y recibían medallitas ( 300 acabadas rápidamente), magdalenas y vino. Javier Vilarrubí concejal de Festejos, se mostraba muy satisfecho ya que se iban a repartir más de mil pañoletas a los peregrinos con la imagen de la mascota del Día de la Alegría “ Ale”.

Como es habitual actuaba Aires Monegrinos y este año se repartían 1.500 raciones de longaniza de Graus con pan, como explicaba Aventín, cocinero del embutido.

Otra de las novedades de este año era la carpa de Transbaso para acoger a los jóvenes que pernoctan la noche anterior a la Alegría, y que ha sido objeto de polémica entre Festejos y Asociación Virgen de la Alegría. Finalmente, no ha habido ningún incidente como destacaba Javier Vilarrubí.

La Policía Local , un año más, contribuía a regular el tráfico y facilitar la entrada y salida de vehículos al aparcamiento en la zona baja de la ermita. Según Adelardo Sanchís, concejal de Policía Local, no ha habido ningún tipo de incidencias, salvo las retenciones a la hora de llegar a la ermita con largas colas de coches.

La ermita estaba espectacular gracias al trabajo que realiza la Asociación Virgen de la Alegría, que trabaja todo el año para que el Día de la Alegría reluzca más si cabe.El presidente de la Asociación, José Antonio Heras, destacaba que en los años que lleva de presidente nunca antes había visto tantos romeros.

El Obispo de la Diocesis Barbastro-Monzón, Alfonso Milián, ha presidido la cereminia central de la jornada en la Ermita.

Comentarios