Cuatro años de la explosión de Porta

2005052424 porta.JPG

Prácticamente va a coincidir el cuarto aniversario de la explosión de Harinas Porta con la celebración del juicio sobre este accidente laboral que terminó con la vida de cinco personas en 2005. A día de hoy, tres personas continúan con afecciones graves por la explosión, la factoría, con menos trabajadores, pero ha vuelto a producir harina, y su cierre está previsto para la primavera de 2011, según figura en el convenio urbanístico que firmó Harinas Porta con el resto de propietarios de la zona.

Cuatro años hace este 14 de abril del accidente de Porta. Nadie podía prever un incidente de esta magnitud. Incluso después de la explosión, no se podía esperar que cinco personas terminarían perdiendo la vida debido a las graves quemaduras que les infligió el fuego y las consiguientes infecciones posteriores.

Tras la explosión llegó la investigación de lo sucedido con informes, sino contradictorios, sí sosteniendo teorías distintas sobre lo que pasó en el interior de Harinas Porta para que se produjeran una cadena de explosiones y el incendio posterior de una de las mayores fábricas de Huesca. Así la consultora Synthesis, contratada por Porta, señala a un rayo como la causa del accidente; la Inspección Laboral habla de falta de mantenimiento de uno de los molinos, y la Policía Judicial señala a una soldadura que se estaba llevando a cabo en el interior de un silo como detonante de la deflagración.

A día de hoy el balance conocido del accidente es el que habla de cinco muertos, cuatro trabajadores y un cliente que en ese momento se encontraba en la harinera, pero poco o nada se dice de los dos trabajadores que no han podido reincorporarse a la vida laboral y la clienta de origen centroafricano que se ha sometido a numerosas operaciones de cirugía estética para mejorar el aspecto de su rostro, destrozado por el fuego.

Mientras se ha ido instruyendo el caso Porta en los Juzgados de Huesca, el empresario, aun con la oposición vecinal, lograba la reapertura de la fábrica, la cual continúa moliendo, aunque con menos trabajadores. También se ha firmado un convenio urbanístico y un Plan Especial sobre el polígono en el que se ubica Porta. Sin embargo, que se conozca, Porta no ha iniciado tramitación alguna para trasladar la fábrica, la cual deberá cerrar en la primavera de 2011.

Mientras tanto, pocos resultados conseguía la Comisión sobre Porta que impulsó el Gobierno de Aragón, y que apenas se ha reunido un par de veces.

El próximo lunes la Audiencia Provincial acogerá el Juicio contra el empresario, para el que la fiscalía pide tres años de cárcel, el sindicato Comisiones Obreras, personado como acusación popular, solicita 64 años de prisión y la defensa de José Porta, la libre absolución de su representado.

Comentarios