Nueva depuradora para la recogida de los residuos de la desparecida Inquinosa en Sabiñánigo

El Gobierno de Aragón construirá en las próximas semanas en la zona de Sardas de Sabiñánigo una nueva balsa complementaria para la recogida de lixiviados, e instalará una depuradora para su tratamiento, según ha anunciado la directora general de Calidad Ambiental y Cambio Climático. Esta medida se enmarca en los trabajos que viene desarrollando el Departamento de Medio Ambiente dentro de la estrategia para la descontaminación integral de los suelos afectados por la actividad de la empresa INQUINOSA de Sabiñánigo.

La directora ha anunciado también que invitará a representantes de la Confederación Hidrográfica del Ebro y de la Delegación del Gobierno para mantener una reunión de coordinación que permita abordar cómo acometer las diferentes actuaciones necesarias en el ámbito de las respectivas competencias de las diversas instituciones.

El Departamento de Medio Ambiente trabaja en colaboración con el Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino con este objetivo, para lo que se firmó un convenio de colaboración que está permitiendo afrontar obras por valor de 28,6 millones de euros. Sumando las actuaciones realizadas desde el año 95 por el Gobierno de Aragón, el importe destinado a la descontaminación de los terrenos afectados por INQUINOSA supera los 40.6 millones de euros. Las principales líneas de este planteamiento integral del Departamento de Medio Ambiente, incluyen el antiguo vertedero de Bailín, el de Sardas, los suelos de la fábrica INQUINOSA y el entorno del embalse de Sabiñánigo

En el caso de Sardas, se están invirtiendo en este año 1,1 millones de euros, destinados al estudio de focos, valoración de riesgos, control, trabajos de limpieza, vallado de parcelas, zanjas de recogida de escorrentías y estudios hidrogeológicos y de drenaje, que permitirán avanzar en el diseño del proyecto que dará una solución definitiva para esta zona, en la que se ha venido ejerciendo una constante labor de vigilancia desde que se selló el vertedero en los años 90.

El Departamento de Medio Ambiente está manteniendo una ronda de contactos y reuniones con los grupos políticos, instituciones y asociaciones ecologistas para informarles sobre las actuaciones previstas el plan de descontaminación integral de los suelos afectados por la empresa INQUINOSA en Sabiñánigo, tanto en Bailín como en Sardas y en los terrenos de la antigua fábrica.

Comentarios