Se cumple el centenario del nacimiento de Ignacio Ara "el púgil" de Sigüés

Esta semana se ha cumplido el centenario del nacimiento del que fuera uno de los ídolos mundiales de la década de los años 30 en el deporte del boxeo. Campeón de Europa en 1932 y campeón de España en varias ocasiones, disputó en tres ocasiones la corona mundial, el último intento, en 1935 en Madrid, ante 30.000 espectadores. Ara consiguió en su vida deportiva 177 victorias, 23 derrotas y 18 nulos. Se retiró en 1947 a los 38 años y murió en Buenos Aires en 1977.

El periodista jaqués Juan Gavasa ha recuperado su historia. Gavasa recuerda que Ignacio Ara, nació en Sigüés el 29 de abril de 1909. Vivió allí muy poco tiempo, porque su familia se trasladó a Francia a la localidad de Mauleón. Tuvo una infancia idílica al calor de sus padres. En 1916 regresaron a vivir a Jaca con motivo de la Segunda Guerra Mundial.

Desde Jaca se trasladó a Paris para trabajar en el Hotel Neuf Point y allí conoció a Paulino Uzcudun, un conocido boxeador del momento que le introdujo en el mundillo.

En 1926 Ara subió por primera vez a un "rin" en San Sebastián dejando fulminado en el primer asalto a Ambrosine que en aquel momento era otro conocido boxeador.

A partir de aquel momento empezó su trayectoria profesional con peleas en Paris, Londres, Nueva York, Cuba, Viena y otras ciudades del mundo. En plena carrera, en 1931 regresó a Jaca como recogen las crónicas de la época y de allí al Madison Squar Garden. En 1932 en Viena, venció por K.O. en el undécimo asalto a Kart Neubauer y se coronó campeón de Europa.

No pudo con el mundial ya que en las tres ocasiones perdió aún cuando en una de las ocasiones su derrota fue muy discutida, ya que ante Marcel Thil en Paris, los expertos y el propio Ara siempre hablaron de un gran combate.

Terminó afincándose en Buenos Aires. Allí, como explica Gavasa, fue manager de Fred Galiana y se convirtió en el preparador del equipo español para los Juegos Olímpicos de 1968. También Tony Leblanc en su libro hace referencia a Ignacio Ara ya que fue su preparador.

Comentarios